Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

En el interior de las protestas de la oposición venezolana

Los escuderos; la resistencia; los que van en primera fila utilizan técnica de guerrilla, técnicas troyanas; los que protegen la retaguardia; los manifestantes de a pie. Son también los que recibe plomo y gas. Son los más temidos, los más radicales. 

Les acompañamos al frente de la batalla. El objetivo: atacar una de a las sedes del Supremo. Tomarlo, incendiarlo. Uno de los cocteles molotov explota a nuestro lado. La situación se descontarla: saqueos, violencia y finalmente el ministerio arde, cae. 

Llega la Guardia Nacional y nos resguardamos en un portal. Disparos, golpes. Se apaga la cámara. Al día siguiente volvemos a la autopista con los escuderos, de nuevo la batalla. En el lateral vemos como fabrican sus armas. Ideales y saqueos se mezclan en un país convulso. Un gobierno represor y un pueblo que se radicaliza más.