Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bruselas admite preocupación por la situación en Turquía e insta a Ankara a aclarar si aspira a la adhesión

El vicepresidente de la Comisión Europea responsable del euro, Valdis Dombroskis, ha admitido que el Ejecutivo comunitario mantiene "serias preocupaciones" por la situación en Turquía tras la aprobación de la reforma constitucional para instaurar un régimen presidencialista y otorgar plenos poderes al presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, y ha instado a Ankara a aclarar si sigue aspirando a la adhesión a la Unión Europea.
"Tenemos serias preocupaciones, pero al mismo tiempo hay un número de áreas donde tenemos que trabajar juntos. Estamos listos para implicarnos y tener discusiones con las autoridades turcas", ha explicado en rueda de prensa al término de la reunión semanal colegial en la que los comisarios han abordado "la situación post referéndum y cómo hacer frente a esta situación".
No obstante, el vicepresidente del Ejecutivo comunitario responsable del euro ha dejado claro que "compete a Turquía clarificar sus intenciones respecto a la UE y el proceso de adhesión".
Erdogan ha vuelto a plantear tras el referéndum la reintroducción de la pena de muerte en el país --una línea roja para la UE por ser incompatible con el acervo comunitario y que abocaría al fin de las negociaciones de adhesión-- pero también ha amenazado con someter a referéndum el proceso de adhesión con el bloque.
El vicepresidente del Ejecutivo comunitario ha evitado aclarar si el Colegio de Comisarios ha discutido como tal la posibilidad de suspender las negociaciones de adhesión con el bloque.
El comisario de Política Europea de Vecindad y Negociaciones de Ampliación de la Unión Europea (UE), Johannes Hahn, ha pedido este lunes a los países del bloque cambiar su postura hacia Turquía y buscar otro tipo de relación con Turquía porque "la situación actual no es sostenible, ni para ellos ni para nosotros" en declaraciones al diario 'Financial Times'.
"Respecto al proceso de adhesión, compete a Turquía clarificar sus intenciones", ha reiterado el vicepresidente del Ejecutivo comunitario, que no aclarado si la UE mantendrá una reunión con el presidente turco en los márgenes de la cumbre de la OTAN en Bruselas el 25 de mayo. "Respecto a las próximas reuniones, se anunciarán a su debido momento", ha dicho.
El pleno de la Eurocámara discutirá este miércoles las relaciones con Turquía tras el referéndum y los ministros de Exteriores de los Veintiocho también discutirán este asunto este viernes en su reunión informal en Malta.
Los ministros de Asuntos Exteriores de la Unión Europea rechazaron a finales de diciembre suspender formalmente las negociaciones de adhesión con Turquía como reclamó Austria y la propia Eurocámara en respuesta a la represión contra la población civil tras el intento del golpe de Estado fallido, aunque dejaron claro que no se abrirían nuevos capítulos de las negociaciones a corto plazo por la represión civil.