Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bruselas lamenta marcha del embajador británico "que siempre defendió los intereses de su Gobierno"

La Comisión Europea ha lamentado la marcha del embajador británico ante la UE, Sir Ivan Rogers, que dimitió este martes de forma inesperada a escasos meses de que el Gobierno de Reino Unido inicie las conversaciones sobre el 'Brexit' y por aparentes desencuentros con Downing Street, aunque ha evitado valorar el posible impacto que tendrá para las negociaciones sobre la salida del país del bloque.
"Lamentamos la pérdida de un diplomático muy profesional, muy experimentado aunque no siempre fue un interlocutor fácil", ha explicado en rueda de prensa la portavoz de la Comisión Europea, Natasha Bertaud, preguntada por la valoración del Ejecutivo comunitario de la dimisión del diplomático británico y si tendrá un impacto negativo en las negociaciones sobre la salida de Reino Unido del bloque.
El Ejecutivo comunitario ha rechazado hacer ninguna valoración sobre el posible impacto de su marcha para las negociaciones y sobre sus presuntos desencuentros con el Gobierno británico y se ha limitado a defender que Sir Ivan Rogers "siempre defendió de forma leal los intereses de su Gobierno".
"No le compete a la Comisión valorar las razones del señor Rogers" para dejar el cargo de forma anticipada, ha remachado la portavoz, que ha confirmado que el Ejecutivo comunitario fue "notificado oficialmente" de la decisión por el embajador británico, con el que trabajan "a diario en el Coreper", que reúne a los embajadores de los Veintiocho.
Bertaud tampoco ha querido valorar si la marcha del diplomático británico, visto como un proeuropeo partidario del 'Brexit blando', dificultará las negociaciones. "Esto no es algo que vamos a comentar por ahora. Las negociaciones no han comenzado todavía y esperamos la notificación del artículo 50 para iniciar las negociaciones", ha recalcado.
En su carta de despedida a su equipo en la Representación Permanente de Reino Unido ante la UE, Sir Ivan Rogers les ha pedido que combatan "los argumentos infundados" en torno al Brexit y no tengan "miedo de decir la verdad a los que están en el poder" y ha dejado claro que "el Gobierno sólo logrará lo mejor para el país si aprovecha la experiencia" de la legación y "negocia de forma decidida", admitiendo que todavía desconoce los "objetivos de negociación" de Londres que guiarán el proceso.
El embajador saliente no ha querido criticar abiertamente al Gobierno de Theresa May y ha vinculado su salida --prevista en principio para finales de este año-- a motivos organizativos. En este sentido, ha asegurado que, ante la inminente invocación del artículo 50 del Tratado de Lisboa y en previsión de que el proceso dure "varios años", es mejor que se produzca ya el relevo.
Los gobiernos europeos han avisado a Londres de que no empezarán a negociar con Reino Unido las condiciones del 'Brexit' hasta que invoque el artículo 50 y han avisado de que deberá respetar todas las libertades de la UE, incluida la libre circulación de personas, si quiere seguir teniendo acceso al mercado europeo.
La Administración de Theresa May aún mantiene su intención de iniciar el proceso antes de que acabe marzo, aunque antes la Justicia debe dar su opinión al respecto. El Gobierno aspira a actuar por su cuenta, sin que sea necesario que el Parlamento dé 'luz verde' a un proceso que se atisba incierto en cuanto a resultados y duración.