Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Berlusconi confirma que dimitirá y sólo ve la posibilidad de convocar elecciones anticipadas

Berlusconi escribe en un folio "entrego mi dimisión"

'Il Cavaliere' se siente "traicionado

Gana la votación gracias a la abstención de la oposicion pero pierde la mayoría

El primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, ha confirmado este martes que presentará su dimisión cuando las reformas económicas solicitadas por la UE sean aprobadas por el Parlamento, al tiempo que ha asegurado que la única posibilidad que contempla para superar la actual coyuntura es convocar elecciones anticipada, aunque esta decisión depende del presidente de la República, Giorgo Napolitano.
"Sólo veo (la posibilidad de convocar) elecciones pero decide Napolitano", ha afirmado 'Il Cavaliere', que ha confirmado así su futura renuncia el mismo día en que se ha quedado sin mayoría absoluta en la Cámara de los Diputados.
"Después de la aprobación de la Ley de Estabilidad llegará mi dimisión, de modo que el jefe del Estado podrá iniciar las consultas para decidir sobre futuro, algo que a mí no me corresponde", ha dicho Berlusconi, que ha confirmado así su marcha, anunciada previamente por el presidente Napolitano.
El 'premier' italiano ha querido lanzar un claro mensaje a la oposición al asegurar que "en democracia no se puede pensar en que puede gobernar quien ha perdido las elecciones". "Sólo veo la posibilidad de convocar nuevas elecciones porque ahora el Parlamento está paralizado", ha añadido 'Il Cavaliere', según ha informado el diario 'La Repubblica'.
El primer ministro italiano ha declarado que ha tomado nota de que ya no tiene "mayoría" en el Parlamento, por lo que su Gobierno debe tomar en cuenta esta coyuntura y ocuparse de la "situación italiana" y de todo lo que "está sucediendo en los mercados", después de que la prima de riesgo italiana llegara este martes a rozar la cota de los 500 puntos con respecto al bono alemán.
Su dimisión, en un folio
Según una foto tomada por la agencia ANSA, en el folio está escrito en un recuadro el número de votos conseguidos por su partido Pueblo de la Libertad y la coalición de Gobierno, 308, y al lado entre paréntesis "8 traidores" en referencia a los diputados de su formación que han decidido no votar el balance para mostrar su descontento con el 'premier'. Finalmente, no han votado once diputados de la coalición. En el folio también están escritas las palabras "chaquetero", "voto", "presidente de la República" y finalmente "una solución", sin que esté claro si estos son los planes que el primer ministro se ha marcado.
Por su parte, la diputada del PDL y una de las 'rebeldes' que no ha votado el balance, Giustina Destro, ha asegurado que Berlusconi "no nos puede llamar traidores" porque le han apoyado "desde 2008" y ha exhortado al 'premier' a valorar "quién son verdaderamente los traidores".
Berlusconi ha controlado a los 'rebeldes'
Berlusconi ha exhortado a sus aliados a "permanecer unidos" para decidir "qué hacer", tras quedarse sin la mayoría absoluta en la Cámara de los Diputados durante la votación del balance de Presupuestos de 2010 celebrada este martes. No obstante, el mandatario ha reconocido que "hay un problema de números" y que se siente "traicionado", según informan los medios.
En un acto que han calificado "de responsabilidad", la oposición no ha participado en la votación, para que pasara el balance en el Parlamento, como habría requerido el presidente de la República, Giorgio Napolitano, aunque ha demostrado así que el mandatario no tiene la mayoría.
Según las imágenes ofrecidas por la Cámara de los Diputados, Berlusconi ha controlado los nombres de cada uno de los 'rebeldes' que se han negado a votar el balance nada más producirse el voto.
Los diputados 'rebeldes' son Roberto Antonione, Fabio Fava, Gennaro Malgieri, Giustina Destro, los tres del partido Pueblo de la Libertad, junto a otros cinco del grupo Mixto que votan siempre a favor de Berlusconi, como son Calogero Mannino, Giancarlo Pittelli, Luciano Sardelli, Francesco Stagno D'Alcontres y Santo Versace. Tampoco han votado Alfonso Papa, del PDL, por encontrarse en arresto domiciliario, y Francesco Stradella, también del PDL, se ha abstenido.
Tras la votación, el primer ministro se ha reunido con el líder de la Liga Norte, Umberto Bossi, con el ministro del Interior, Roberto Maroni, y con el ministro de Economia, Giulio Tremonti, para decidir si convoca elecciones anticipadas en enero o presenta su dimisión ante Napolitano, como le piden varios diputados de su partido e incluso su más fiel aliado, Bossi, quien ha exhortado al mandatario, antes de la votación, a que "se eche a un lado" y nombre como sucesor al secretario general del PDL, Angelino Alfano.
Sin embargo, también se barajan los nombres del subsecretario de Presidencia, Gianni Letta, o el excomisario europeo Mario Monti para dirigir un nuevo gobierno.
En este sentido, el ministro de Defensa, Ignazio La Russa, ha asegurado que ahora 'Il Cavaliere' "seguramente tendrá que hablar con el presidente de la República", mientras Berlusconi se ha reunido posteriormente en la sede del Ejecutivo con Letta y otros miembros de su partido.
La oposición pide la dimisión
El líder del Partido Democrático, Pier Luigi Bersani, ha defendido que la votación ha demostrado que el Gobierno "no tiene la mayoría" en el Parlamento y ha afirmado que el Ejecutivo no es capaz de continuar su labor, por lo que ha pedido la dimisión del primer ministro.
"Entregue su dimisión y devuelva el mandato al jefe del Estado", ha reclamado Bersani, asegurando que si esto ocurre la oposición "hará su parte por el país". "Si no lo hicera, la oposición consideraría otras iniciativas porque así no se puede seguir", ha defendido el líder de la oposición, en aparente alusión a una posible moción de confianza contra el mandatario.