Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Aumenta a 35 el número de muertos en las inundaciones de Serbia y Bosnia

Inundaciones en SerbiaReuters

El último balance oficial de muertos por las inundaciones que afectan a Serbia y Bosnia asciende a 35 fallecidos después de que los servicios de rescate hallaran otros doce cuerpos más en Obrenovac, la ciudad más afectada de Serbia, que se suman a otros tres más en diferentes puntos del país, según ha informado el primer ministro serbio, Aleksandar Vucic.

"La situación es catastrófica, pero también hay información falsa como, por ejemplo, que edificios residenciales enteros hayan sido derribados por el agua. Eso no es cierto" ha afirmado Vucic a la agencia de noticias serbia, Tanjug.
Hasta este sábado la cifra de fallecidos ascendía a 20 personas, 19 de Bosnia, nueve de ellos en la localidad de Doboj, y uno de ellos en Croacia. Este domingo se han recuperado 12 fallecidos en Obrenovac y tres en otras partes del país, según informaciones de Reuters. El Ejército serbio está distribuyendo ayuda humanitaria a las víctimas.
La primera ministra de la República Sprska (República Serbia de Bosnia), Zeljka Cvijanovic, ha comparado la situación con la devastación de la guerra de Bosnia de 1992 en la que murieron 100.000  personas. "Es un desastre de tal magnitud que no se recuerda desde la guerra", ha dicho a los reporteros.
La Policía, el Ejército y voluntarios intentan proteger las plantas eléctricas de Serbia de una nueva subida del caudal de río Sava. El 40 por ciento de los hogares en Serbia se encuentra sin suministro eléctrico.
Se espera que el impacto económico de las inundaciones sea considerable, y que afecte especialmente al sector de la agricultura, vital para las economías de los países afectados. "Estas lluvias no se han visto desde hace mil años", ha asegurado Vucic.