Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Merkel: Grecia no recibirá ayuda hasta que la troika apruebe sus reformas y se apliquen

La canciller alemana, Angela Merkel, ha señalado que su objetivo es que Grecia se quede en la eurozona, pero ha dejado claro que Atenas no recibirá ningún nuevo tramo de ayuda del rescate hasta que la troika valide las reformas que el Gobierno de Alexis Tsipras debe presentar en los próximos días y se empiecen a aplicar algunas de ellas.

"Cualquier desembolso sólo será posible si las instituciones (de la troika) aprueban las conclusiones de la revisión (del programa de rescate), una vez que las reformas sean presentadas y evaluadas por las instituciones y la propuesta vaya al Eurogrupo", ha explicado Merkel en rueda de prensa tras el fin del Consejo Europeo.
Merkel ha apuntado además que se establecerán "medidas previas" que deben aprobarse, ya sea por parte del Parlamento griego o por el Gobierno, antes de pagar la ayuda. Sólo "si las tareas pendientes se completan de forma anticipada", ha agregado, el dinero "podría desembolsarse más rápido".
"No estamos haciendo nada especial con Grecia. Lo que hemos hecho con Grecia ha sido el mismo tipo de programa que llevamos a cabo con Irlanda, con Portugal y con el sector bancario en España", ha insistido la canciller.
Merkel ha señalado que el nuevo Gobierno de Syriza "tiene la posibilidad de sustituir algunas de las reformas pendientes por otras", siempre que tengan "el mismo efecto" desde el punto de vista presupuestario, y ello debe ser validado por las instituciones de la troika.
Al ser preguntada por las críticas de Grecia al Banco Central Europeo por no permitirle elevar el tope de emisión de letras del Tesoro ni facilitar otras medidas de financiación, la canciller ha destacado que el BCE es un "órgano independiente" y que su presidente, Mario Draghi, tiene "nuestro pleno apoyo".
Merkel ha asegurado que la reunión bilateral que mantendrá en Berlín el lunes con el primer ministro Tsipras "no es el lugar ni momento para recibir una lista de reformas ,que deben darse a las instituciones y no a Alemania". La visita servirá, ha explicado, para analizar la ayuda bilateral que Berlín presta a Atenas, por ejemplo en la reforma de la administración local. Pero no ha aclarado si se abordará la cuestión de las compensaciones que Grecia reclama por la Segunda Guerra Mundial.
En cualquier caso, Merkel ha subrayado que ella nunca ha especulado sobre una posible salida de Grecia del euro ni lo hará en el futuro. "Todo lo que hacemos es para trazar una hoja de ruta que conduzca a una situación en la que Grecia se quede en el euro", ha zanjado.