Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Alemania pone condiciones para el 'Brexit' blando: libre circulación de trabajadores y sometimiento al TJUE

El ministro de Exteriores y vicecanciller de Alemania, Sigmar Gabriel, considera plausible que Reino Unido siga formando parte del mercado único europeo una vez culmine su proceso de abandono del bloque pero vincula esta posibilidad a ciertas condiciones, según publicó hoy la prensa germana.
"Quizás existe ahora una posibilidad de lograr un 'Brexit blando', es decir, que Reino Unido permanezca en el mercado único de la Unión Europea (UE) pero para eso debe haber también libre circulación de los trabajadores", señaló el político socialdemócrata en declaraciones al dominical "Welt am Sonntag".
Gabriel también insistió en que Londres debe aceptar someterse al Tribunal de Justicia de la Unión Europea o "al menos a un tribunal común que siga los principios del Tribunal de Justicia Europeo y esté integrado por europeos y británicos".
El ministro alemán ha acusado a los conservadores británicos de jugar con los sentimientos de los ciudadanos, de haber propagado noticias falsas sobre Europa y de no haber sido claros a la hora de explicar a los votantes las consecuencias que traería aparejadas el "Brexit".
"Después jugaron con elecciones anticipadas porque pensaban que así, con trucos tácticos, podrían lograr una mayoría más amplia. Ahora tienen una situación complicada, de hecho imposible, sin una clara mayoría y sin una clara estrategia de negociación", manifestó.
Si alguien hubiese provocado tal caos en Alemania, se hubiese ido hace tiempo, añadió el ministro quien, sin embargo, aseguró que Berlín negociaría la salida de Reino Unido de la UE de forma justa.
Las palabras sobre un 'Brexit' blando de Sigmar Gabriel contrastan con el mensaje que ha repetido el Gobierno alemán desde que el pasado año los británicos aprobasen en referéndum su salida de la Unión Europea.
Todavía a finales de mayo, la canciller alemana, Angela Merkel, advirtió a Londres de no "hacerse ilusiones" y recordó que Reino Unido no gozará de los mismos derechos una vez abandone el bloque.