Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La industria independiente se impone en los oscar con "Slumdog Millionaire"

La fábula de Danny Boyle, y las interpretaciones de Kate Winslet y Penélope Cruz han teñido de globalidad la última edición de los Oscar
El Oscar a la mejor actriz secundaria para Penélope Cruz, la primera actriz española en conseguir uno. El reconocimiento a la británica Kate Winslet, una veterana en nominaciones, ni más ni menos que la sexta vez que rozaba la estatuilla, y la final consagración de un filme independiente, "Slumdog Millionaire", han marcado el rumbo al que se dirige la industria americana en estos últimos años.
Por encima de grandes producciones como "El curioso caso de Bejamin Buton" o "Frost contra Nixon", la gran perdedora de la noche, se ha situado la última película de Danny Boyle, el controvertido director británico, autor de "Trainspotting", con una arriesgada película al más puro estilo de Bollywood y rodada con apenas 15 millones de dólares, obteniendo ocho de las diez estatuillas a las que optaba.
La única sorpresa de una ceremonia totalmente predecible fue la manera en la que Sean Penn derrotaba las posibilidades de Mikel Rourke, nominado por "El luchador" de conseguir el oscar. La última broma de el Jocker levantó los aplausos del Kodak Theatre en un momento casi histórico, cuando el oscar al mejor actor secundario recaía en el fallecido Heath Ledger.