Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los tres imputados en el caso del espionaje en el PP de Madrid salen del juzgado

Francisco GranadosCuatro
Los tres ex guardias civiles y asesores eventuales de Seguridad de la Consejería de Interior, José Oreja, Antonio Coronado y José Luis Caro Vinagre, han salido del juzgado de Plaza Castilla. Los imputados han negado los presuntos seguimientos al ex consejero Alfredo Prada o haber seguido órdenes de cargos políticos para llevarlos a cabo. No se ha interpuesto fianza u otra medida cautelar a los acusados por parte de la jueza del del Juzgado de Instrucción número 5.
Los asesores han declarado que se limitaron a llevar a cabo su labor de control y supervisión de edificios y la relacionada con la seguridad de algunos cargos públicos de la Comunidad de Madrid, concretamente los relativos a la Presidencia, Vicepresidencia y determinadas consejerías.
Una de las preguntas que se les ha hecho es si recibían instrucciones de alguna persona con responsabilidad política, a lo que los tres contestaron, según ha explicado el abogado de los imputados, que "nunca han recibido ninguna indicación o instrucción de nadie para realizar actos ajenos a su función".
El informe, "plagado de lagunas"
El letrado ha sostenido tras la declaración de los imputados, que con ella se ha demostrado que el informe policial sobre la localización de los teléfonos móviles, que venía a corroborar la existencia de los supuestos espionajes, está "plagado de lagunas".
"Nunca se ha hecho ningún seguimiento, nunca se ha hecho una vigilancia con fines de mirar cuáles son las costumbres íntimas de estas personas y no se reconoce ni la autoría de los papeles y de los partes que se han publicado en prensa en los últimos días", ha aseverado el abogado.
Aguirre: "¿Por qué tendría que suspender yo al señor Granados?"
La presidenta de la Comunidad ha negado que vaya a reabrir la comisión de investigación en la Asamblea de Madrid sobre los presuntos espionajes. Aguirre además se ha preguntado por qué tendría que suspender al consejero de Presidencia, Justicia e Interior, ya que, según ella, que "de momento no se ha puesto de manifiesto" que Granados haya "cometido ninguna irregularidad".
La presidenta ha declinado este jueves comentar las declaraciones del del vicealcalde Manuel Cobo en las que pedía al consejero Granados que dijera "todo lo que sabe" sobre el espionaje, y ha ironizado sobre si los "espías" que han declarado ante la jueza la espiaban a ella en actos de las elecciones generales.