Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un niño holandés de 10 años, único superviviente de un accidente aéreo en Libia

Accidente en Libiacuatro.com
Según ha explicado el ministro de Transportes libio, Mohamed Zidan, el menor se encuentra estable. El pequeño está recibiendo tratamiento por las heridas sufridas en un hospital de la capital pero no se teme por su vida, ha aclarado el ministro en rueda de prensa cerca del lugar del accidente, en el aeropuerto de Trípoli.
Los fallecidos eran 94 pasajeros y 11 tripulantes de nacionalidad libia. El aparato, procedente de Johannesburgo, se estrelló en la pista a las seis de la mañana (misma hora en la España peninsular) en el momento en que intentaba aterrizar, según han indicado fuentes oficiales aeroportuarias a Al Arabiya. La propia compañía del aparato, Afriqiya, ha confirmado que el vuelo 771 "sufrió un accidente durante el aterrizaje".
El Avión, destruido
Los pasajeros eran de diversas nacionalidades, sobre todo sudafricanos y británicos, según la BBC. Todos los tripulantes eran de nacionalidad libia. Afriqiya Airlines ha confirmado que el vuelo 8U771 "sufrió un accidente durante el aterrizaje" y ha indicado en su página de Internet que "las autoridades competentes están llevando a cabo una investigación y una misión de rescate".
El avión, un Airbus 330 de la Afriqiya Airlines, ha quedado totalmente destruido. Entre las razones del accidente se barajan desde fallos técnicos a errores de los pilotos, pero se descarta que la nube volcánica haya tenido ninguna relación, dado que las cenizas procedentes de Islandia que han llegado al norte de Africa sólo han afectado a Marruecos.