Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Dos guardias civiles fallecen al explotar su vehículo en Mallorca

Diego Salvá y Carlos Saenz de TejadaCNN+
Dos guardias civiles han fallecido al explotar una bomba-lapa en torno a las 13.50 horas de este jueves, en la localidad costera mallorquina de Palmanova, Calvià. Uno de ellos era natural de Burgos, mientras que el otro era natural de Pamplona, aunque llevaba años residiendo en Palma de Mallorca. Se trata de Carlos Sáenz de Tejada, de 27 años, y Diego Salva, 28 años
La explosión ha tenido lugar junto a un edificio polivalente de la Guardia Civil, la oficina de Correos, y en cuyas proximidades está un Parque de Bomberos. La zona se encuentra apenas a 500 metros de una playa en una zona de mucho turismo.
Se confirma que el atentado etarra ha sido prepetrado mediante una bomba lapa adosada a un vehículo adyacente al Nissan Patrol en el que se encontraban los agentes y activada con mando a distancia. Se trata del segundo atentado de la banda terrorista en menos de 24 horas.
Dos guardias civiles recién llegados a Mallorca
Los dos guardias civiles fallecidos eran solteros y llevaban poco tiempo en el cuerpo. Sáenz de Tejada tenía 28 años, había nacido en Burgos y había ingresado en el Cuerpo el 18 de febrero de 2008. Había llegado destinado a la isla hace un año, el 19 de julio de 2008.
Por su parte, Salva Lezaun tenía 27 años, había nacido en Pamplona y era alumno en prácticas. Había ingresado en el Cuerpo el 25 de agosto de 2008 y comenzó a trabajar en Mallorca, como alumno en prácticas, el 31 de enero de 2009.

Todos los accesos cortados
Todos los accesos a Palmanova están cortados por la Guardia Civil, que impide en estos momentos el acceso al tráfico rodado a la zona donde se ha producido el atentado.
Palmanova es un importante enclave turístico de Mallorca frecuentado por turistas ingleses. En estos momentos la zona se encuentra vigilada por cientos de agentes del Instiuto Armado que impiden el acceso a vehículos y peatones.
El Aeropuerto de Son Sant Joan en Palma se ha vuelto a abrir a las 17.55 horas de la tarde, después de que permaneciera cerrado desde aproximadamente las 16.00 horas, hora en la que cesó el tráfico aéreo tras el atentado terrorista. El puerto de la isla continúa cortado el tráfico marítimo.