Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La gasolina marca un nuevo máximo y el BCE estudia subir los tipos

La gasolina ha marcado esta semana un nuevo máximo en España y ha superado los 1,3 euros de media por litro, en un contexto de escalada de precios del petróleo por la tensión en Libia. Según datos del Boletín Petrolero de la Unión Europea, el precio medio del litro de gasolina se ha incrementado un 1,79 % en la última semana, hasta los 1,308 euros por litro, tras haber igualado hace siete días los niveles récord de principios de año.
Con este precio, llenar un depósito de gasolina de un coche (50 litros de media) cuesta 65,4 euros de media, 10 euros más que hace un año.
En cuanto al gasóleo, ha aumentado un 1,6 % en una semana, hasta situarse en 1,267 euros de media por litro, y llenar ese depósito de 50 litros es casi 13 euros más caro que hace un año.
Ni en el verano de 2008, cuando el petróleo alcanzó precios récord, el precio medio del litro de gasolina había superado los 1,3 euros, aunque sí el gasóleo, que marcó su máximo en 1,329 euros.
Los conflictos en el norte de África, especialmente en Libia, han disparado el precio del Brent, el crudo de referencia en Europa, en las últimas semanas hasta rozar la barrera de los 120 dólares.
Trichet reconoce una "posible" subida de tipos
Por esta escalada de precios, el Banco Central Europeo (BCE) ha revisado al alza sus expectativas de inflación para este año y el próximo como consecuencia del alza de precios de la energía y otras materias primas, que, en el caso de 2011 sitúan el rango de expectativas de inflación de la institución entre el 2% y el 2,6%, por encima del objetivo de estabilidad del banco, ante lo que el presidente de la entidad, Jean Claude Trichet, ha reconocido que una subida de tipos en abril "es posible".
De hecho, el presidente del BCE renunció en su tradicional rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Gobierno del BCE a calificar de "apropiados" los actuales tipos de interés, tal y como ha venido haciendo durante meses, y en cambio sí reconoció que una subida de tipos en abril "es posible", aunque subrayó que esta decisión "no es segura" ya que la institución no asume ningún compromiso previo en sus decisiones de política monetaria.