Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Final de campaña convulso para los candidatos a la presidencia de Francia

El último día de campaña de la segunda vuelta de las presidenciales francesas no fue un buen día para Marine Le Pen. Fue abucheada por un grupo de jóvenes a la salida de la catedral de Reims. Además, la candidata de ultraderecha conocía, justo antes de la jornada de reflexión, que su rival, Emmanuel Macron, aumentaba su ventaja en las encuestas hasta los 24 puntos. Quizá por eso, Le Pen alimentó aún más la polémica sobre los rumores que circulan de cuentas de Macron en paraísos fiscales. Rumores a los que el candidato centrista ha negado e incluso ha puesto en manos de la justicia ante la sospecha de que hayan sido lanzados para influir en el resultado de este domingo.