Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cinco testigos declaran este martes para comprobar si había relación de dependencia en el caso Baltar

El juzgado de instrucción número 3 de Ourense ha citado a declarar este martes, día 22 de noviembre, a cinco personas en calidad de testigos en el caso Baltar, para establecer si existía una relación de dependencia o prestación de servicios entre el presidente de la Diputación, Manuel Baltar, y la mujer que lo denunció por ofrecerle, supuestamente, un trabajo a cambio de sexo, Teresa F. C.
La cita con la jueza encargada del caso, Eva Armesto, será a partir de las 10,00 horas, según confirmó el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG).
En concreto, se trata de cinco personas relacionadas con la mesa electoral ubicada en el año 2012 en el edificio de la Delegación territorial de la Xunta en Ourense, conocido como la 'Casa de Chocolate', en la que denunciante ha asegurado que estuvo como apoderada del PP.
Las declaraciones se producen apenas una semana después de que la jueza rechazase la prescripción del delito, tal y como había solicitado la defensa del presidente de la Diputación de Ourense.
El abogado de Manuel Baltar había apelado a los artículos 130 y 131 del Código Penal para solicitar la "extinción de la responsabilidad criminal por prescripción".
El pasado miércoles el presidente de la Diputación, Manuel Baltar, señalaba no tener "ninguna preocupación" tras la decisión de la jueza de mantener la causa y, a preguntas de los medios, insistía en mantener su postura de que se trata de un asunto de índole personal y que no va a hacer declaraciones.
COMPARECENCIA DE JOSÉ LUIS BALTAR
La última comparecencia en relación con este caso ha sido la de José Luis Baltar, padre del acusado y su antecesor al frente de ente provincial, que a finales de septiembre acudía al Juzgado de Instrucción número 3 en calidad de investigado como presunto autor de delitos de cohecho y tráfico de influencias.
El ex titular de la Diputación ourensana no quiso hacer declaraciones ni a la entrada ni a la salida del juzgado. Su abogado, Luis Romero, confirmó que su defendido había calificado la denuncia de Teresa F.C. como un "chantaje" para obtener un puesto de trabajo y que se había enterado de la relación entre su hijo y la denunciante a través de la prensa.