Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Enfrentamiento dialéctico de barones del PP en torno a la nueva ley del aborto

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, no consigue evitar la división interna de su partido por la nueva ley del aborto. El presidente extremeño, José Antonio Monago, dijo que una ley no puede obligar a nadie a ser madre y hoy le ha respondido el de Valencia. "Estas cuestiones se deben debatir allá donde se genera la reflexión interna. Mañana tenemos un comité ejecutivo. Vamos a ver aquellos que han levantado la voz sobre algunas decisiones sin son capaces de hacerlo en el comité ejecutivo", ha retado Alberto Fabra. Monago, por su parte, no se ha mordido la lengua. "A ver si el más centrado del PP soy yo y los demás están un poco confusos con este tema. Yo pido consenso y eso es malo", se ha defendido el presidente de la Junta de Extremadura. También se ha sumado a este baile de declaraciones el presidente de Castilla León, Juan Vicente Herrera. "Quizás resulte de interés y de oportunidad esperar a conocer el criterio y la doctrina del Tribunal Constitucional", ha precisado en tono conciliador.