Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El presidente del TS defiende no tocar la ley penitenciaria para violadores sólo "por un caso lamentable"

El presidente del Tribunal Supremo (TS) y del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Carlos Lesmes, ha defendido en relación a la agresión sexual de una mujer en Castellbisbal (Barcelona) por un violador reincidente con permiso penitenciario que la ley no debe cambiarse sólo "porque en algún caso lamentable se hayan producido efectos perversos".
"El tratamiento penitenciario tiene un objetivo general que es la recuperación del delincuente, su reinserción en la sociedad, y no podemos prescindir de este tipo de medidas", ha valorado a preguntas de los periodistas tras inaugurar este miércoles en Barcelona el X Congreso sobre Cooperación Judicial de la Red Latinoaericana de Jueces.
Lesmes ha dicho que las normas se proyectan siempre con un carácter general y sólo deben cambiarse en caso de que "de forma reiterada se considere que no es adecuada", en una alusión implícita a la legislación que regula los permiso, los tratamientos y otras cuestiones del ámbito penitenciario.