Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La oposición pide el cese del consejero de Seguridad Ciudadana de Melilla por la polémica entrada en casa de su mujer

Su esposa le acusa de "irrumpir" en su casa aunque él sostiene que acudió a su "domicilio conyugal" a coger sus enseres personales
Los tres partidos de la oposición en Melilla (PSOE, Ciudadanos y Coalición por Melilla) han pedido conjuntamente el cese del consejero de Seguridad Ciudadana de Melilla, Isidoro González (PP), después de conocerse que su exesposa ha presentado a través de su abogado un escrito en el juzgado de guardia el día 31 diciembre de 2016 acusándolo de aprovechar que se encontraba viajando a Granada para "irrumpir" en el que hasta hace poco era su domicilio en común, con la ayuda de un cerrajero.
La petición de dimisión "hasta que se resuelva su situación judicial" se ha realizado a pesar de que el consejero ha explicado a través de una nota pública que no infringió ninguna norma porque la casa aún sigue siendo su "domicilio conyugal" y que acudió a la misma a recoger unos enseres personales, teniendo que hacerse con los servicios de un cerrajero al ver que habían cambiado la cerradura de su domicilio, hechos que fueron grabados en vídeo por una vecina y difundidos por la prensa.
A través de un comunicado conjunto, los tres grupos de la oposición han señalado que lo ocurrido estos días "agrava aún más la delicada situación en la que está inmersa el consejero y la propia imagen que de la ciudad se está dando en los medios locales y nacionales". A juicio de CPM, PSOE y C's "es evidente que, los hechos ocurridos, no tienen la misma repercusión que si las hubiera protagonizado otro ciudadano corriente".
Para estos partidos, políticamente el proceder del consejero Isidoro González, entrando en el domicilio con cerrajero, "no ha sido una decisión responsable dada su situación política, personal y judicial" después de que su mujer le hubiera denunciado por presuntos malos tratos el pasado 27 de octubre, aunque la Justicia no ha dictaminado ninguna resolución en forma de orden de alejamiento ni ninguna otra.
La oposición ha afirmado que "las responsabilidades políticas existen independientemente de las penales y no tienen por qué estar directamente vinculadas ni supeditadas siempre las unas a las otras".
Por ello, han indicado que "sin apartarnos del principio jurídico penal de presunción de inocencia, previsto en el artículo 24.2 de la Constitución Española, desde nuestra responsabilidad política como oposición es exigir al presidente de la Asamblea y del Gobierno de Melilla, Juan José Imbroda, que acometa el cese del consejero hasta que se resuelva su situación judicial".
"EL PP MINTIÓ"
CPM, PSOE y C's han recordado que "por respeto a la presunción de inocencia y ante la falta de información contrastada por parte del Gobierno de la Ciudad", los tres partidos de la oposición con representación en la Asamblea acordaron el pasado mes de noviembre no pronunciarse oficialmente sobre la investigación al consejero de Seguridad Ciudadana por un presunto delito de violencia de género, hasta que se emitiera una resolución judicial firme.
"Seguidamente, el Partido Popular mintió a la oposición en una Junta de Portavoces Extraordinaria a la que se nos convocó en noviembre para tratar el asunto, asegurando que el caso iba a ser sobreseído en las horas siguientes. La propia fiscal jefe desmintió al día siguiente el archivo de la causa" han apuntado en su comunicado conjunto.
En este sentido, han indicado que ante la respuesta emitida por la fiscal jefe de Melilla, confirmando que por la Fiscalía no se había pedido el archivo de las diligencias seguidas contra el consejero de Seguridad Ciudadana, "fue cuando los grupos de la oposición nos vimos obligados a solicitar al presidente de la Asamblea y del Gobierno de Melilla, Juan José Imbroda, que acordara la separación provisional del ejercicio de su cargo a Isidoro González, en tanto en cuanto se encontraba en calidad de investigado y continuaban practicándose las diligencias judiciales acordadas por el Juzgado de Instrucción para el esclarecimiento de los hechos".
La oposición ha dado este miércoles un paso más en esta polémica y ha pedido el cese del consejero tras desvelarse a través de unos vídeos grabados por unas vecinas que el titular de Seguridad Ciudadana accedió al domicilio familiar aprovechando que la que ha sido su mujer se encontraba de viaje, a pesar de que político popular mantenga que se trata del "domicilio conyugal" y que únicamente acudió al mismo a recoger unos enseres personales que no le querían ser entregados.