Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El juez mantiene juzgar a Lecha y Rovira (CUP) por delito leve y no por uno grave

El juez ha desestimado la petición del sindicalista del Csif en el Ayuntamiento de Barcelona y guardia urbano Eugenio Zambrano para que las concejales de la CUP en Barcelona María José Lecha y Maria Rovira sean juzgadas por un delito grave de atentado a la autoridad, por lo que mantiene el juicio previsto por un delito leve de lesiones.
El auto del Juzgado de Instrucción 16 de Barcelona, recogido por Europa Press, mantiene así el juicio con la acusación leve, aunque sí acepta el recurso de apelación subsidiario contra el propio auto, de manera que el recurrente vuelve a apelar.
El juez recuerda que ya constan imágenes de los hechos requeridas a los Mossos d'Esquadra, "para su visionado, si procede, en el acto del juicio", y también recuerda que consta el informe médico-forense de las lesiones.
Las concejales habían sido denunciadas por dos sindicalistas tras unos incidentes ante la Ciutat de la Justicia el 1 de diciembre, cuando iban a juzgar al edil de la CUP en Barcelona Josep Garganté por presuntas coacciones a un médico: según la denuncia, Lecha y Rovira profirieron insultos, descalificaciones y amenazas a los manifestantes convocados por sindicatos de la Guardia Urbana --como el Csif-- para pedir la dimisión de Garganté.
La CUP ha celebrado la resolución del juez, y ha defendido que no duda de la absolución de las dos concejales ante una "denuncia falsa" de un agente que, fuera de servicio, trató de boicotear con otras personas unas declaraciones de Garganté ese día ante la Ciutat de la Justícia, según el grupo municipal.