Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los policías imputados niegan haber recibido regalos de la mafia china

Los tres primeros agentes de la Policía Nacional de los nueve imputados, han declarado ante el juez de la Audiencia Nacional Ismael Moreno por su supuesta relación con la red china de blanqueo de capitales de Gao Ping. Los agentes han negado el trato de favor que la Fiscalía Anticorrupción les atribuye y han asegurado que nunca recibieron regalos a cambio de la realización de gestiones, informaron fuentes jurídicas.

El único compareciente que ha admitido realizar un trámite para alguno de los imputados ha sido el subinspector de Extranjería en Fuenlabrada Roberto Ruiz Ortega, que ha indicado que se encargó de entregar un duplicado de una tarjeta de residencia a un ciudadano chino aunque ésta ya le había sido concedida.
Ruiz Ortega, que ha sido el único agente que ha contestado a las preguntas de los fiscales Juan José Rosa y José Grinda, ha asegurado que nunca recibió ningún cohecho de la red Emperador y que lo único que hizo fue atender a uno de los imputados un viernes y concederle una cita al lunes siguiente porque no había nadie en lista de espera.
También ha negado las acusaciones el policía Blas Donoso Adán, actualmente en segunda actividad, que ha asegurado que realizó los trámites habituales de su trabajo y nunca medió para favorecer a los imputados. Por su parte, el comisario de Seguridad Ciudadana Manuel Patricio Rodríguez San Román se ha negado a declarar alegando que su abogado habitual no había podido acudir a la citación judicial.
COHECHO, PREVARICACIÓN Y REVELACIÓN
Moreno interroga desde este martes a nueve policías, siete de la Policía Nacional y dos de la Policía Local de Fuenlabrada (Madrid), imputados por los favores que presuntamente habrían prestado favores a la red Emperador, dirigida por el empresario y marchante de arte Gao Ping.
El titular del Juzgado Central de Instrucción número 2, que sustituye a Fernando Andreu en la investigación después de que éste se inhibiera por su amistad con un comisario investigado, sospecha indiciariamente que los agentes podrían haber cometido los delitos de cohecho, prevaricación y revelación de secretos.
Este miércoles será el turno de Carlos Salamanca, responsable de la Comisaría de la Policía Nacional en el aeropuerto de Barajas; el inspector Federico Sánchez Frutos, actualmente en la empresa privada; y el también comisario Ángel Luis Olmedo Ovejero, jefe de la Brigada de Extranjería y Documentación de Madrid.
Las declaraciones finalizarán el viernes con las comparecencias del agente de la Policía Nacional Francisco García Frade y los agentes locales de Fuenlabrada José Pablo Roldán Juez y Mario José Selas Martínez.
Moreno se hizo cargo de la instrucción después de que el pasado 2 de abril la Sección Tercera de la Sala de lo Penal considerara "justificada" la abstención de Andreu, al reunir los requisitos que establece la Ley Orgánica del Poder Judicial (LOPJ) y entender que su amistad con el comisario Salamanca "podría viciar la necesaria imparcialidad del juez instructor".
Andreu pidió su abstención después de recibir un escrito de la Fiscalía Anticorrupción en el que se solicitaba la imputación de diez agentes, siete de la Policía Nacional, dos de la Policía Municipal de Fuenlabrada y uno de la Guardia Civil. Sin embargo, la Fiscalía retiró la petición de imputación del agente del instituto armado al recibir dos informes de sus superiores, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.
FAVORES A LA RED DE GAO PING
Anticorrupción, que contó con el aval del Departamento de Asuntos Internos del Cuerpo Nacional de Policía para solicitar las nuevas imputaciones, según fuentes jurídicas, sostenía en un escrito que los agentes pudieron favorecer a algunos miembros de la organización de Gao Ping en distintos trámites.
Entre ellos se encontrarían la obtención del documento nacional de identidad, una denuncia por el robo de un bolso en Fuengirola (Málaga) y la petición de permisos de inmigración. Al menos uno de los agentes supuestamente relacionados con la red trabajó la Brigada de Extranjería del Cuerpo Nacional de Policía.
A Salamanca, además, se le relaciona con el presunto miembro de la red Yonping Wu Liu, con quien mantenía una relación fluida y acudía habitualmente a comero o ver partidos de fútbol o baloncesto. La Fiscalía también relaciona a otros policías para los que pide la imputación con la mujer de Gao Ping, Lizhen Yang.
UN CENTENAR DE IMPUTADOS
La 'oparación Emperador' estalló en octubre de 2012 cuando fueron detenidas un total de 83 personas. Entre los arrestados estaban el actor porno Ignacio García Jodrá, alias 'Nacho Vidal'; el exconcejal de Seguridad de Fuenlabrada (Madrid) José Borrás y el policía nacional Miguel Ángel Gómez Gordo.
En junio de 2013 el magistrado imputó a otras 15 personas, entre ellas primas lejanas del rey Juan Carlos por haber blanqueado dinero presuntamente a través de la denominada rama hebrea de la red de Gao Ping, que dirigía, según los investigadores, la imputada Malka Mamman Levy.