Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una posible nueva República se convierte en el primer incendio de la Ejecutiva de Sánchez

Una posible nueva República se convierte en el primer incendio de la Ejecutiva de SánchezEFE

Una propuesta de Juventudes Socialistas para convocar en España un referéndum sobre el modelo de Estado y "avanzar hacia la tercera República" se ha convertido en el primer incendio que le ha tocado apagar al PSOE de Pedro Sánchez en el 39 Congreso Federal.

Las nuevas generaciones socialistas daban la sorpresa en la tarde del sábado cuando, en la comisión que debate las grandes líneas políticas que el PSOE asumirá en los próximos cuatro años, conseguían para su iniciativa el 20 por ciento mínimo de votos para que una enmienda a la Ponencia Marco pase a votarse en el Pleno.
El texto decía que el "proyecto de futuro" para España es avanzar hacia el sistema republicano. "Una sociedad libre, justa, donde todos los ciudadanos sean iguales ante la ley, y donde todos tengan los mismos derechos, pasa por un proyecto republicano para nuestro país", señalaba la propuesta.
Comprometía además a los socialistas a trabajar "políticamente" para dejar la monarquía y llegar a la tercera República como "proyecto plural, democrático, social y ciudadano", a través de la convocatoria de un referéndum para que los españoles decidan su forma de Estado.
Para evitar que esta enmienda se debatiese en el pleno -del que se ha ausentado la federación andaluza-- y con el fin de impedir que hubiera la mínima posibilidad de que saliera adelante, el equipo de Sánchez ha pactado con los proponentes una redacción alternativa que no plantease problemas y que, al haber acuerdo, no se ha sometido finalmente a votación.
El texto final de la enmienda transaccional suprime la aspiración de llegar a la tercera república y se ciñe solo a fortalecer los "valores republicanos".
"En el marco del debate social existente sobre la necesidad de regenerar la vida pública, profundizar en la lógica democrática, garantizar el carácter social del Estado, y la articulación de la pluralidad del mismo, el PSOE tiene su propia concepción sobre el modelo de Estado y la forma de Gobierno hacia la que queremos avanzar fortaleciendo los valores republicanos y promoviendo un modelo federal", dice el texto finalmente pactado.