Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cifuentes y Gabilondo se enzarzan a cuenta del bilingüismo

Cristina Cifuentes y Ángel Gabilondo en un debate electoralEFE

La candidata del PP a la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, ha defendido el programa del bilingüismo implantado en los colegios públicos y concertados de la región, mientras que el candidato del PSOE, Ángel Gabilondo, si bien es partidario del bilingüismo, no lo es de cómo se está haciendo en Madrid, donde dice que hay niños que "chapurrean" varias cosas pero no hablan bien ninguna lengua.

Cifuentes ha asegurado que quiere seguir "avanzando en calidad" y garantizando "una educación pública y bilingüe donde los padres puedan elegir". "Voy a garantizar la libertad de elección", ha apuntado en un debate organizado por la Cadena Ser en el Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid (COAM)

Para Gabilondo, la educación "tiene que ser distinta", y no todo son "resultados". "La equidad también es elemento de calidad", ha aseverado el candidato socialista, que ha aclarado que el PSOE no está contra el bilingüismo, sino contra el programa de la Comunidad, "que hace una escisión elitista de unos centros con respecto a otros".

En este sentido, ha indicado que se llama "bilingüismo cuando un niño aprende desde pequeño dos idiomas" a la vez porque "lo otro es aprender inglés. Gabilondo ha indicado que hay que "amar el español y usarlo bien" y ha dicho que ahora hay niños que "chapurrean distintas cosas y no hablan bien ninguna lengua". "Viva el bilingüismo pero no éste", ha apostillado.

Cifuentes ha replicado que se queda con la "opinión de los madrileños" que están "encantados con el programa bilingüe". Además, ha defendido lo positivo del programa porque hace "unos años", cuando un madrileño "quería que sus hijos aprendieran inglés, tenían que pagar un centro privado".