Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una veintena de los 35 detenidos en las movilizaciones del 25-S denuncian a la Policía

Cargas en los alrededores del CongresoEFE

Un total de 27 de los 35 detenidos el pasado 25S durante la concentración "Rodeo el Congreso" de Madrid han presentado este jueves una denuncia contra más de 80 policías por presuntas torturas y detención ilegal, entre otras infracciones penales.

El abogado Eric Sanz Bremond ha especificado que la denuncia se dirige contra los agentes de la Policía Nacional que intervinieron en las detención, los que custodiaron a los detenidos, así contra todos ellos que resulten responsables en el marco de la investigación que se inicie.
Tras las detenciones por los altercados, la magistrada titular del Juzgado de Instrucción número 8 de Madrid, en funciones de Guardia de Detenidos, acordó la libertad de 34 de los 35 apresados.
Cada uno de ellos se enfrenta a la imputación de la supuesta comisión de los delitos de atentado y/o desórdenes públicos, según el caso. Por otro lado, se acordó la prisión provisional, eludible bajo fianza de 1.000 euros, de un detenido más en relación con estos hechos y sobre el cual recaía una imputación de la supuesta comisión de dos delitos de atentados y de desórdenes públicos.
"Estuvieron mirando a la pared durante más de seis horas sin que se les facilitase asistencia médica ni agua; el Samur tuvo que rogar a la Policía para que les diera agua; se les negó la medicación prescrita; la ventilación de las celdas eran intermitentes, haciendo mucho calor o frío; se apagaron las luces durante el día y se encendían durante la noche; no se dieron mantas y la comida era un bote de fabada fría y un brick de leche; algunas personas hicieron sus necesidades dentro de la celda", ha denunciado el letrado.
Asimismo, ha denunciado que los policías estaban sin identificar y que realizaban constantes mofas y actos de intimidación contra los apresados. Además, se ha quejado que incluso durante el traslado el conductor del vehículo policial tiraba de frenos para que los detenidos chocaran unos contra otros.