Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Fiscalía de delitos informáticos abre diligencias sobre el espionaje de EEUU

La Fiscalía de Delitos Informáticos ha dictado la apertura de diligencias informativas en relación con las presuntas escuchas que podría haber realizado la Agencia Nacional de Seguridad (NSA) estadounidense en España.

Fuentes fiscales han explicado que estas diligencias informativas son de carácter más general e indeterminado de lo que serían unas diligencias de investigación.
Se trata de averiguar en primer término si existe materia penal que investigar sobre este asunto y si España tiene competencia para hacerlo.
El asunto del posible espionaje a millones de ciudadanos europeos por parte de la Agencias Nacional de Seguridad estadounidense, incluidos escuchas a los mandatarios de la UE, ha provocado la polémica en Bruselas.
La UE ha enviado a EEUU una misión para pedir explicaciones sobre el programa de espionaje a los aliados y a sus ciudadanos sin respetar las leyes comunitarias sobrer privacidad.
El embajador de EEUU dice que el espionaje favorece a los "intereses de los aliados"
El secretario de Estado para la Unión Europea, Iñigo Méndez de Vigo, se reunió este lunes con el embajador de Estados Unidos en España, James Costos, que ha asegurado tras el encuentro que los programas de escuchas de los servicios secretos de su país han jugado un "papel primordial" en la defensa de los "intereses" de países aliados.
Tras ser convocado por el Ministerio español de Exteriores por el espionaje a comunicaciones de ciudadanos españoles, el embajador ha admitido no obstante que EEUU "tiene que equilibrar el importante papel que estos programas desempeñan" en la protección de su seguridad y la de sus países socios "con los problemas de privacidad legítimamente planteados" por parte de algunos de sus aliados.
En un comunicado emitido por la legación estadounidense en España, Costos afirma que el Gobierno estadounidense mantendrá las consultas con sus aliados, "entre ellos España, a través de los canales diplomáticos regulares para hacer frente a las preocupaciones que se han planteado".