Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Generalitat cifra el seguimiento de la Vía Catalana en 1,6 millones de ciudadanos

El conseller del Interior de la Generalitat, Ramon Espadaler, ha cifrado la participación ciudadana en la cadena independentista celebrada en Cataluña en una cifra "en ningún caso inferior" a los 1,6 millones de personas. La marcha comenzaba al borde de las 17:14 de la tarde de este miércoles 11 de septiembre, día nacional de Cataluña momento en el que las siete campanas de la Seu Vella de Lleida han empezado a repicar para simbolizar el arranque de la Vía Catalana que ha convocado la Assemblea Nacional Catalana (ANC) y que ha movilizado a miles de ciudadanos partidarios de la independencia de Cataluña. A partir de ese momento, miles de ciudadanos han ocupado las carreteras desde la frontera con Francia hasta Tarragona y Castellón formando una cadena humana que en tono festivo ha querido lanzar un mensaje soberanista al resto del España y al mundo.

Según los primeros datos aportados por Espadaler, en Barcelona, la Guardia Urbana ha calculado que la participación en la cadena por la independencia ha sido de 500.000 personas, además, unas 3.000 personas han formado la Via Valenciana, que se ha unido en Vinaròs (Castellón) a la cadena humana convocada en Cataluña.

La fiesta independentista arrancaba en Lérida cuando las dos campanas góticas Monica y Silvestra, y las colocadas en la postguerra bautizadas como Bàrbara, Crist, Marieta, Meuca y Puríssima, han sido programadas para repicar durante casi un cuarto de hora.

Más un millar de leridanos, al grito de "independencia", se han acercado a la Seu Vella para poder presenciar este acto simbólico, en un ambiente festivo y reivindicativo.

"Atendiendo la demanda de la Assemblea Nacional Catalana (ANC) y con el permiso del alcalde (Àngel Ros) y del consejero (Ferran Mascarell) se ha programado el repique de campanas que se hace en la Seu Vella todos los días señalados", ha explicado el director del Consorcio de la Seu Vella, Pep Tort.

La ANC ha elegido la Seu Vella para iniciar el repique de campanas que será secundado por iglesias de toda Cataluña para que la Via Catalana también tenga presencia leridana, ya que la cadena humana no pasa por Lleida.

El monumento está cerrado al público este miércoles por la tarde como cada festivo, en que abre de diez de la mañana a tres de la tarde.
Amplido el recorrido en el tramo francés

En Le Perthus--en la frontera con Francia-- se ha conseguido superar el número de asistentes que estaban inscritos en los tramos del norte, puesto que la cadena humana ha llegado hasta Le Boulou (Francia).

"Unos 200 autocares se han desplazado desde Osona hasta El Pertús", ha explicado la coordinadora de la ANC en Vic, Eulàlia Espona, que ha añadido que los últimos tramos de la Vía Catalana --desde el 718 hasta el 722-- han sido ocupados casi exclusivamente por habitantes de esta comarca barcelonesa.

De hecho, la presencia de asistentes se ha incrementado a última hora y ha desbordado la previsión, porque ciudadanos franceses procedentes de la Cataluña Norte se han sumado a la movilización y han conseguido que la cadena humana superase la frontera con Francia.

De esta forma, se han añadido casi unos dos kilómetros de Via Catalana --con unas 3.000 personas-- en dirección al norte, llenando toda la carretera que atraviesa Le Perthus y entrando en la región de Llenguadoc-Rosselló, hasta el territorio francés de Le Boulou.
Diputados catalanes "encadenados" frente al Parlament
La diputada del PSC, Mariana Geli se \

Varios diputados de CiU, ERC, PSC e ICV-EUiA han participado este miércoles en la 'Vía catalana hacia la independencia' ante las puertas del Parlamento, en el tramo que la Assemblea Nacional Catalana (ANC) había preparado expresamente para ellos.

Además, han secundado la iniciativa los expresidentes del Parlamento Joan Rigol (UDC) y Ernest Benach (ERC), la consejera de Enseñanza de la Generalitat, Irene Rigau (CDC), el exconsejero y ahora senador Josep Lluís Cleries (CDC) y la senadora de ERC Ester Capella.

A las 17.14 horas, tal y como estaba previsto, se han dado todos las manos, y algunos, como el líder de CiU en la Cámara, Jordi Turull, la vicepresidenta primera de la Cámara, Anna Simó (ERC), el vicepresidente segundo, Lluís Corominas (CDC), el secretario tercero, Josep Rull (CDC), y la secretaria general de ERC, Marta Rovira, han coreado al unísono 'Independència'.

Por parte de CiU, han participado también el diputado Roger Montañola y Xavier Crespo, por parte de ERC, Agnès Russiñol, de ICV Jaume Bosch y Laura Massana, de EUiA, David Companyon, y ha destacado la presencia de una única diputada socialista, la exconsejera Marina Geli.
El expresidente de la Generalitat Pasqual Maragall y el exconsejero del Gobierno catalán Ernest se han unido juntos este miércoles a la Via Catalana a su paso por la independencia en la ciudad de Barcelona.
También se han unido a esta cadena humana los hermanos y políticos catalanes, Pascual y Ernest Maragal. Ambos los han hecho a la altura del  paseo de Gràcia de la capital catalana, en pleno centro de la ciudad.
Los son exmilitantes del PSC, y el exconsejero de Educación Ernest Maragall creó a su salida el partido Nova Esquerra Catalana (NECat), del que es presidente.
"Mayoría de edad" de Cataluña
La presidenta del Parlamento catalán, Núria de Gispert, ha considerado que la 'Vía catalana hacia la independencia' servirá para "mostrar al mundo que los catalanes tiene la mayoría de edad para poder votar" en una consulta de autodeterminación.
Lo ha dicho en un breve discurso tras recibir en la Cámara catalana a los organizadores de la cadena humana, la Assemblea Nacional Catalana (ANC), que ha enviado al Parlamento a su vicepresidente, Jaume Marfany.
En la recepción, De Gispert ha estado arropada por los expresidentes del Parlamento Joan Rigol (UDC) y Ernest Benach (ERC), y también ha desatacado la presencia de la diputada Marina Geli (PSC), que ha acudido a la Via Catalana a título individual y pese a que la posición oficial del partido es la de no ir.
MDSPGL20130911_0018