Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La onda expansiva de la caída de Soria llega a De Guindos

De Guindos camina despacio por Bratislava pero tiene prisa por zanjar el ‘asunto Soria’. “Estoy abierto a ir al Congreso cuanto antes, eso es lo fundamental cuanto antes”. Los argumentos se los  guarda para la semana que viene y hasta se enfada con insistencia. El ‘caso Soria’ se vuelve en contra de De Guindos. Ya le pasó con su gestión en el asunto de las tarjetas Black. Le costó enemistades entre los populares. Lo cuenta en su libro de  memorias que adelanta El Mundo, aunque hoy De Guindos no recuerda ningún roce. Pero es a él al que le toca explicar ‘el caso Soria’ en el Congreso. El PP quería embutirlo en una comisión, la oposición fuerza un pleno para dar más visibilidad  al asunto. Finamente lo veremos sentado en comisión y no sentado en la tribuna como quería la oposición.