Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La juez archiva la causa para una de las detenidas en Alsasua por no haber sido señalada como agresora

La juez de la Audiencia Nacional Carmen Lamela ha sobreseído este viernes las actuaciones respecto de Edurne Martínez, una de las detenidas por la agresión a un teniente y un sargento de la Guardia Civil en un bar de Alsasua (Navarra), al no haber sido identificada como agresora en las ruedas de reconocimiento celebradas el pasado miércoles.
En el auto, la juez explica que la mujer fue identificada inicialmente por las víctimas en las fotografías que se les mostraron, si bien luego la apuntaron como presente en el lugar de los hechos, pero no como uno de los agresores.
Martínez, junto a otra mujer llamada Ainara Urquijo, fueron puestas en libertad la noche del pasado lunes tras prestar declaración ante la titular del Juzgado Central de Instrucción número 3, por entender que si bien existían indicios de su participación en la paliza no se apreciaba en ellas la misma peligrosidad del resto de encausados. Añadía que también era menor la posibilidad de que participen en nuevos hechos de semejante entidad.
Por ello se las dejó en libertad aunque con la obligación comparecer cada quince días en el juzgado, se les retira el pasaporte y no podrán salir del país sin autorización judicial. Estas medidas desaparecen ahora para Martínez al haber sido sobreseída provisionalmente la causa respecto de ella.
(HABRÁ AMPLIACIÓN)