Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Vara espera que en la reforma constitucional se use la Conferencia como clave de bóveda de las relaciones entre CCAA

Asegura que todos los presidentes salieron con la sensación de que empezaba "un nuevo tiempo"
El presente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, ha resumido la Conferencia de Presidentes celebrada este martes en el Senado como "una buena experiencia" que, a su juicio, abre "un nuevo tiempo" y ha dicho que espera que sirva en el futuro para que cuando se aborde la reforma constitucional se utilice ese cónclave como "clave de bóveda" de lo que deben ser las relaciones entre comunidades autónomas.
"Un sitio donde encontrarnos que no sea sólo las escalinatas del desfile de las Fuerzas Armadas cada 12 de octubre", ha manifestado Vara en un desayuno coloquio organizado por el Club siglo XXI, en el que ha estado acompañado por diversos socialistas encabezados por el portavoz parlamentario, Antonio Hernando.
Vara ha subrayado que todos los presidentes autonómicos que acudieron a esa cita --sólo se ausentaron Carles Puigdemont (Cataluña e Íñigo Urkullu (País Vasco)-- salieron con la sensación de que se iniciaba "un nuevo tiempo", y como muestra de ello ha destacado que la dinámica de grupo funcionó "como nunca hasta ahora".
UNIDAD SOBRE LA BASE DEL DIÁLOGO
El presidente extremeño, que ha admitido haberle echado "muchísimas horas", ha defendido que España requiere de un cónclave como la Conferencia de Presidentes, una institución, a su juicio, que "no esté invadida por la presión partidaria" en la que todas la comunidades puedan sentarse a hablar para encontrar soluciones a los problemas de los ciudadanos.
"Crear un buen ambiente en este momento en el país es fundamental. La política no tiene que ser sólo un espacio de confrontación", ha señalado el socialista extremeño, incidiendo en que el futuro se va a tener que construir sobre la base del diálogo. "No veo otra manera de dar respuesta a los desafíos de la unidad territorial que no sea el diálogo", ha insistido.
Por ello, Vara ha cuestionado que Puigdemont y Urkullu no asistieran a una Conferencia en la que se abordaron cuestiones que interesan a todas las comunidades y en la que se dio el "pistoletazo de salida" a un nuevo modelo de financiación, un asunto que, según ha apuntado, no va a ser "fácil".
En todo caso, ha indicado que se les echó de menos y que, pese a sus ausencias, el orden del día que elaboraron se hizo "pensando en ellos". "Habrá muchos catalanes y vascos que no entienda que sus presidentes no hayan ido" una cita que en la que se abordaron cuestiones que les afectan.
HAY QUE ABANDONAR EL "POSTUREO"
El presidente extremeño entiende que hay temas en los que Cataluña y Euskadi puedan tener una relación bilateral con Madrid pero ha recalcado, a renglón seguido, que tanto Puigdemont como Urkullu saben que hay otros asuntos que hay que "compartir entre todos". "Estamos todos en una posición de postureo y de tacticismo que no conduce a ninguna parte, pero antes o después hay que perderle el miedo a hablar de determinadas cosas", ha dicho.
En este punto se le ha preguntado si las ausencias de Cataluña y País Vasco fueron postureo, pero Vara ha respondido que Puigdemont no acudió porque "cómo va a venir a un sitio del que se quiere marchar" y Urkullu hizo lo propio tras considerar que no debía venir. "Es muy difícil mezclar las sensaciones de pertenencia con el debate de cada día", ha apostillado.
Sobre el desencuentro que tuvo lugar en la Conferencia entre los presidentes de Madrid, Cristina Cifuentes, y de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, a propósito de las diferencias fiscales entre regiones, Vara ha negado que ambos se "enfadaran". "Revilla ya sabemos cómo es. Un tipo entrañable y especial que ha sido elevado a la categoría de personaje. Yo le tengo aprecio personal", ha zanjado.