Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Urkullu dice que, si se amplía la RGI, "se invita a que la gente no trabaje" y a una cultura "acomodaticia"

Afirma que no está "dolido con el PSE", sino que está "extrañado y sorprendido" por el debate de los perfiles lingüísticos
El actual lehendakari y candidato del PNV a la reelección, Iñigo Urkullu, ha considerado que, si se amplía la Renta de Garantía de Ingresos (RGI) "se invita a que la gente no trabaje" y rompe con un "cultura vasca de esfuerzo, sacrificio y trabajo". "Es llevarnos a una cultura acomodaticia en la que los jóvenes no pueden sentirse incentivados a buscar trabajo, formarse o el desarrollo personal", ha indicado.
En declaraciones a Radio Euskadi, recogidas por Europa Press, el dirigente jeltzale ha asegurado que no está "dolido con el PSE-EE", sino que está "extrañado y sorprendido" por el debate de los perfiles lingüísticos.
Tras recordar que el PNV logró hace cuatro años 27 escaños, Urkullu ha incidido que en las elecciones de este domingo participan dos nuevas formaciones como Ciudadanos y Podemos, que "tendrá una representación homogénea en los tres territorios y eso hace que la redistribución de escaños sea diferente".
No obstante, ha reconocido que los buenos resultados que les auguran las encuestas "refuerzan el sentido de lo que hemos trabajado estos cuatro años en minoría". "Lo que dicen las encuestas es motivo de ilusión porque parece que lo que hemos hecho está avalado por una buena parte de la sociedad, pero soy cauteloso y tengo prudencia", ha indicado.
Preguntado por posibles pactos tras los comicios, ha recordado que hace cuatro años el PNV ofreció gobiernos de coalición que "fueron rechazados", aunque, posteriormente, se alcanzó un pacto por la reactivación económica y la generación de empleo con el PSE-EE, formación con la que, luego, se ha pactado "en otras instituciones importantes gobiernos de coalición".
Por ello, ha valorado el que haya "una estabilidad", que ha considerado que es "una base importante" y de la que se ha mostrado "absolutamente satisfecho".
No obstante, ha señalado que le "llama la atención" que, estando satisfecho y "habiendo gestionado el pacto con el PSE en comisiones de seguimiento, y no habiendo reproches de los socialistas, esté escuchando algunas cosas del PSE que llaman la atención".
"Hay cuestiones que me llaman la atención. No sé cómo se casa el estar satisfecha con el acuerdo con denunciar determinadas situaciones cuando se acusa de falta de ambición", ha indicado en referencia a las afirmaciones de la dirigente del PSE Idoia Mendia.
"¿Cómo falta de ambición cuando hemos crecido 10 trimestres consecutivos, así como en afiliaciones a la Seguridad Social?, ¿cómo falta de ambición cuando hablamos de reducción de la tasa de paro de 179.000 a 143.000 parados?, ¿cómo falta de ambición en ámbitos como la salud y educación donde somos referencia de la UE?, ¿cómo falta de ambición cuando, con menos recursos de los que dispuso el Gobierno de Patxi López, hemos garantizado los servicios esenciales?", ha cuestionado.
EUSKERA
Por otro lado, ha criticado que el PSE-EE haga "una disputa" del trilingüismo, algo "que quieren usar como bandera", cuando el PNV ha doblado los centros que imparten trilingüe a los que lo impartían en la legislatura de Patxi López.
"¿Cómo se puede plantear un debate sobre los perfiles lingüísticos confundiendo los perfiles con los derechos lingüísticos?. Y cuando ha sido una cuestión de pacto entre PNV y PSE, además de otras formaciones. Nos puede llevar a una identificación que corresponde al pasado, casi casi como el enfrentamiento entre dos comunidades. Para el PNV, el euskera no es herramienta de confrontación", ha afirmado.
De este modo, ha remarcado que "en absoluto" está de acuerdo con Idoia Mendia cuando ésta afirma que hay trabajadores de la Administración Pública que no progresan por el idioma. "¿Cómo se puede decir que no progresa en la Administración cuando estamos destinando recursos públicos a la formación?. Llevamos 36 años trabajando desde la Administración", ha añadido.
Por todo ello, ha manifestado que no es que esté "dolido con el PSE", sino que está "extrañado y sorprendido". "Me produce desazón, como ciudadano y político, que se vuelvan a estos discursos por parte de un partido que ha sido corresponsable con el PNV en el impulso a las políticas que se están gestionando", ha añadido.
EH BILDU-PODEMOS
Respecto a un hipotético pacto de EH Bildu y Podemos para arrebatar la lehendakaritza al PNV, Urkullu ha defendido que la aspiración de la formación liderada por Pablo Iglesias es "no solo el 'sorpasso', sino desplazar a los jeltzales "a la oposición".
Asimismo, ha afirmado que eso "lo ha dicho también EH Bildu", aunque ahora "esconde ese planteamiento porque quizá suena un poco duro". "Esconde otros objetivos que no se quieren decir públicamente. Lo que sí se ha dicho antes de campaña que luego se ha querido disimular es que se quiere desplazar al PNV de la responsabilidad del Gobierno aun cuando gane las elecciones", ha censurado.
De este modo, ha reconocido que él se fía "del PNV, primero y casi exclusivamente", pero, "a partir de ahí, me queda trabajar con el resto para que lo que hagamos sea fiable".
INDEPENDENCIA
Tras reiterar que el PNV surgió para crear un "Estado vasco independiente, compuesto por los siete territorios del pueblo vasco", ha subrayado que él aspira a que el pueblo vasco pueda conformar un Estado "tan independiente como el español, el francés o el alemán".
"Partiendo de nuestro ámbito jurídico-administrativo, planteamos un mayor estatus de autogobierno (...), aspiración de más autogobierno, más soberanía, más independencia", ha afirmado.
No obstante, se ha planteado el "sentido de la independencia" en el actual contexto de la UE con requerimientos a los países. "¿Es realmente España o Grecia, a la que iba Podemos en campaña a apoyar, un estado independiente, o Francia es un estado independiente en el concepto de finales del siglo XIX?. Ese concepto es el que hay que trasladar al siglo XXI", ha añadido.
INESTABILIDAD EN EL ESTADO
Cuestionado por la inestabilidad en el Estado, ha reconocido que si no hay gobierno en España ello afecta a "la credibilidad y economía española", pero también a Euskadi.
"España tiene la amenaza de las instituciones europeas de que aun habiendo aprobado un presupuesto tiene que recortar 7.000 millones y el que viene 15.000 millones. Hay una amenaza de sanción de 2.000 millones, todo ello con un Gobierno en funciones que hace que, si tenemos que debatir sobre industria o economía, no tenemos interlocución", ha lamentado.
En lo que respecta a la RGI y si es posible aumentarla como propone Elkarrekin Podemos, Urkullu ha defendido que es posible, pero "a costa de muchas otras cosas, de otros gastos públicos, inversiones y desarrollo económico".
"A costa de romper con una cultura vasca de sacrificios, esfuerzo y trabajo. Es llevarnos a una cultura acomodaticia en la que los jóvenes no pueden sentirse incentivados a buscar trabajo y formarse, al desarrollo suyo personal, porque saben que pueden tener garantizado un sustento sin ningún tipo de compromiso personal ni colectivo", ha denunciado.
En este contexto, ha remarcado que el PNV aspira a que haya "más empleo como mejor política social". A su juicio, si se amplía la RGI "se invita a que la gente no trabaje".
"Todo lo que son ayudas cronificadas, y también en aquellas personas que lo pasan mal, es lo que queremos terminar mediante un impulso a la reactivación económica y generación de empleo. Todo lo que es cronificación de ayudas y el gratis total es perjudicial para una cultura de avance y desarrollo de las sociedad y las personas", ha finalizado.