Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

UPyD pide el ingreso en prisión de Rato por riesgo de huida y destrucción de pruebas

Rodrigo Rato a su llegada a la Audiencia NacionalEFE

Unión, Progreso y Democracia (UPyD) ha solicitado al juez de la Audiencia Nacional, Fernando Andreu, el ingreso en prisión incondicional y sin fianza del expresidente de Caja Madrid y Bankia, Rodrigo Rato, al considerar que existe, en su caso, riesgo de huida y de destrucción de pruebas dado que cuenta con "un importante patrimonio en el extranjero".

La formación, personada como acusación popular en el caso Bankia, ha pedido, además, que imponga una fianza solidaria de 4.112 millones de euros para todos los imputados en la causa en la que se investiga la fusión y salida a bolsa de la entidad. Solicita esta cantidad para "poder hacer frente a las responsabilidades pecuniarias derivadas de los delitos que se les imputan" entre ellos administración desleal, falsificación de cuentas, apropiación indebida y maquinación para alterar el precio de las cosas.
En su escrito presentado ante el juez, UPyD destaca que existe un "ingente acervo indiciario" acumulado contra el expresidente de Bankia y su participación en delitos sancionados con penas graves de prisión, en algunos casos superior a los seis años.
Menciona, además, que "los sucesivos viajes de Rato a Suiza en las últimas fechas" hacen temer el díficil control e incautación judicial de su patrimonio en el extranjero. "En la tarde del miércoles 26 de noviembre, hace 15 días, se pudo ver al expresidente de Bankia esperar frente a la puerta número D21 del Aeropuerto de Ginebra", dice la formación.
Apunta que este viaje no es el primero que realizaba a Suiza desde que se encuentra imputado pues también fue sorprendido en un avión procedente de Ginebra el 23 de octubre de 2014, el día siguiente de que depositara un aval del banco Sabadell para hacer frente a la fianza de tres millones de euros impuesta por Andreu en la pieza en la que investiga el uso de tarjetas opacas al fisco por parte de 86 directivos y consejeros del banco.
El escrito pone también de manifiesto "la capacidad del imputado para acceder por sí o a través de terceros a las fuentes de prueba o para influir sobre otros imputados o testigos o quienes pudieran serlo. UPyD se refiere en su escrito al reciente informe de los peritos del Banco de España determinaron en un informe pericial remitido al juez Andreu que las cuentas anuales de 2011 que Bankia aprobó en marzo de 2012, bajo la presidencia de Rato, y las que reformuló en mayo de ese año, ya con José Ignacio Goirigolzarri al frente de la entidad, "no expresaban la imagen fiel" del banco.
El informe señala que tanto en las cuentas de Rato, que presentaban unos beneficios de 309 millones de euros, como en las de Goirigolzarri, que apuntaban a unas pérdidas de 2.979 millones, existían "ajustes de importancia material no contabilizados".
RESPONSABILIDAD CIVIL
La formación magenta ha solicitado también la apertura de una pieza separada de responsabilidad civil respecto a la treintena de imputados y a las entidades Bankia y BFA y ha exigido que presten una fianza solidaria de 4.112 millones de euros para asegurar las responsabilidades pecuniarias que puedan ser declaradas.
Alude al citado informe pericial para argumentar que de la causa se desprenden "indicios más que suficientes de criminalidad" que justifican la adopción de esta medida, que tiene como fin evitar que la dilación del procedimiento pueda perjudicar el resarcimiento de las víctimas.
Considera "prudente" y "proporcionada" la fianza, cuyo valor justifica en el perjuicio causado a los inversores con la salida a Bolsa de Bankia, que se cifra en 3.092 millones de euros, a lo que se debe sumar el tercio adicional previsto en el artículo 589 Ley de Enjuiciamiento Criminal.
Se basa en las cifras calculadas por los peritos del Banco de España y añade que esta cantidad "no contempla el perjuicio económico, reputacional de la entidad ni el causado a terceros distintos a los accionistas, como a clientes, inversores o preferentistas, ni tampoco las cantidades a compensar por intereses, gastos o costas procesales".
"A pesar de lo elevado de la cifra, dicha cantidad es, prudente, pues no contempla el perjuicio sufridos por todos aquellos que no concurrieron a la OPS pero sin embargo compraron acciones con posterioridad, sobre la base de unos estados financieros que se han revelado falsos. Y es que no podemos olvidar que no solo las cuentas contenidas en el Folleto no eran fiel reflejo de la verdadera situación patrimonial de Bankia, sino que tampoco lo eran las cuentas formuladas en marzo de 2012 ni las reformuladas en mayo de ese mismo año", argumenta, para concluir que no parece que dicha fianza ponga en riesgo la existencia ni la viabilidad de BFA-Bankia.