Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El TJUE verá en abril el recurso del Gobierno ante la multa por la manipulación del déficit valenciano

El Tribunal Superior de Justicia de la Unión Europea ha fijado para el próximo 4 de abril la vista oral por el recurso del Gobierno ante la multa de 18,93 millones de euros impuesta por Bruselas por la manipulación del déficit en la Comunitat Valenciana durante anteriores ejecutivos autonómicos.
Según ha podido saber Europa Press, el TJUE ha atribuido a la Gran Sala este asunto y ha fijado para el 4 de abril a las 9.30 horas la celebración de la vista oral. Se trata del recurso en el que el Gobierno pide la anulación de la decisión del Consejo, de 13 de julio de 2015, por la que se impuso una multa a España debido a la manipulación de los datos de déficit en la Comunitat Valenciana entre 1988 y 2011.
El pasado mes de noviembre, el presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, anunció en un pleno de las Corts que el Gobierno central había cobrado a la Comunitat la multa. El cobro se produjo en la última entrega a cuenta del Estado a la Generalitat y después de que en junio el Tribunal Supremo rechazara la petición del ejecutivo autonómico de suspender cautelarmente el acuerdo del Consejo de Ministros de repercutirle el pago de esa sanción.
La decisión de rechazar esa suspensión por parte del alto tribunal no prejuzga la decisión sobre el fondo, de la que aún se está pendiente. La Generalitat solicitó al TS que se dejara sin efecto el acuerdo de iniciar el procedimiento para imputar los 19 millones de euros de multa a las cantidades que debía recibir el Consell por transferencias del Estado.
En caso de no aceptarse las alegaciones, la Generalitat pedía que subsidiariamente, teniendo en cuenta el carácter vinculante para el Consejo de Ministros del pronunciamiento del TJUE en el recurso de anulación interpuesto por el Reino de España contra la decisión, pedía que se suspendiera el plazo para resolver el procedimiento hasta la resolución por parte de Europa y hasta que estuviera la sentencia firme en este recurso.