Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Susana Díaz quiere mirar "en un futuro a su hijo" y decirle que contribuyó a "levantar el PSOE para levantar España"

No pretende "gerenciar" el PSOE, sino estar al servicio de todo el partido para llevarlo a ganar en todos los rincones
La aspirante a la secretaría general del PSOE y presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ha expresado este domingo que ella quiere mirar a los ojos en un futuro a su hijo para decirle que contribuyó a "levantar el PSOE para levantar España". Ha querido dejar claro que si gana las primarias no pretende "gerenciar" el PSOE, sino ponerse al servicio de todo el partido y rodearse de lo mejores para volver a ganar las elecciones en España y en todos los rincones del país y que se garantice la "igualdad" de todos los ciudadanos vivan donde vivan.
En un acto con militantes en Huesca dentro de su campaña de las primarias, Susana Díaz, que ha estado acompañada en su jornada en Aragón por el presidente de la comunidad y secretario regional del partido, Javier Lambán, ha insistido en que quiere ser la secretaria general "de todos los socialistas porque quiero reforzar la fraternidad de un partido con 140 años de historia y que es la segunda familia de miles de hombres y mujeres".
Ha manifestado además que ella quiere mirar a los ojos en el futuro a su hijo y decirle que estuvo entre esa generación de socialistas que dejó a un lado las "tensiones orgánicas y los intereses del partido" y que puso por delante los intereses de los ciudadanos y de España y que levantó el PSOE para levantar este país, en una nueva etapa de convivencia, de igualdad de y crecimiento. "Para eso quiero ser secretaria general", ha sentenciado.
Ha indicado que cuando decidió optar a las primarias, tenía muy claro que había que dejar de "lamentarnos y de hablar de nosotros mismos para levantar el partido y volver a levantar España".
Susana Díaz ha insistido en que para volver a ser alternativa de gobierno, "hay que unir al partido, respetarse y respetar el debate, hablando bien de todos".
"Hay que querer al PSOE, esa es la primera obligación que tenemos como militantes socialistas", ha sentenciado Susana Díaz, quien ha añadido que ella no se va a "resignar" a los 90 y 85 escaños que sacó el PSOE en las dos últimas elecciones generales, sino que quiere que su partido gane las elecciones.
La dirigente andaluza ha querido dejar claro que si gana las primarias, ella no pretende "gerenciar el PSOE", sino sumar el talento, el esfuerzo y rodearse de los mejores para levantar el partido. Ha indicado que, ante todo, hay que recuperar "la moral de victoria" y decirle a la gente que tenemos un proyecto y que estamos en condiciones de volver a hacernos cargo de España.