Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Santamaría pide a los partidos trabajar para regenerar la democracia y no "utilizar la corrupción para deteriorarla"

La vicepresidenta del Gobierno, ministra de la Presidencia y para las Administraciones Territoriales, Soraya Sáenz de Santamaría, ha destacado este lunes las medidas que ha puesto en marcha el Ejecutivo del PP para frenar la lucha contra corrupción y ha pedido a los partidos trabajar juntos para regenerar la democracia y no "utilizar la corrupción para deteriorarla".
Así se ha pronunciado tras presentar la conferencia del secretario de Estado de Presupuestos y Gastos, Alberto Nadal, al ser preguntada si preocupa en el Gobierno los escándalos de corrupción que están saliendo a la luz. A este desayuno informativo, organizado por el Fórum Europa, han asistido el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, el titular de Energía, Álvaro Nadal, el vicesecretario de Sectorial del PP, Javier Maroto, y la responsable de Estudios y Programas del PP, Andrea Levy, entre otros.

Sáenz de Santamaría ha recalcado que el Gobierno del PP es el "primer interesado en que los procesos judiciales esclarezcan cualquier tipo de responsabilidades" y ha añadido que han hecho de "la lucha contra la corrupción y del impulso de medidas para la regeneración democrática una de las tareas fundamentales de la pasada legislatura".
"Nosotros respetamos absolutamente los procedimientos y desde luego creemos que, en general, los partidos lo que tenemos que trabajar es para regenerar nuestra democracia y no para utilizar la corrupción para deteriorarla", ha indicado la vicepresidenta del Ejecutivo.
NADAL: "NOS JUGAMOS MUCHO"
Por su parte, Alberto Nadal ha señalado que los Presupuestos de 2017 son "fundamentales" para estabilidad política y económica del país, porque incluye cuestiones que afectan a "muchísimos españoles" como la oferta de empleo público, la subida de sueldo de los funcionarios, los anticipos a cuenta a las comunidades para financiar la sanidad y la educación.
A su juicio, deben debatirlo entre todos los partidos e intentar alcanzar un acuerdo porque se "hay demasiado en juego" para el bienestar de los españoles como para "introducir elementos que nada tienen que ver con los Presupuestos". "Nos jugamos mucho", ha respondido, al ser preguntado si la 'operación Lezo' complica el apoyo parlamentario para sacar adelante las cuentas públicas.