Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Sánchez comparte el "idioma de la igualdad" de Díaz y defiende España como "nación de naciones"

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha asegurado este domingo que habla el "mismo idioma de la igualdad, la fraternidad y la libertad" que la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, al tiempo que ha defendido el concepto de España como "nación de naciones", que, según ha indicado, fue recogido por la Fundación Alfonso Perales.
Sánchez ha lanzado estos mensajes en la clausura del XIII Congreso Regional del PSOE-A después de que Susana Díaz, a la que se ha referido como "mi secretaria general" y "mi presidenta de la Junta de Andalucía", le pidiese minutos antes que "nunca le haga elegir" entre la lealtad al PSOE y a Andalucía "porque soy la presidenta de todos los andaluces".
Durante su intervención, el líder del PSOE se ha declarado orgulloso del cambio que lideraron desde el Gobierno "dos grandes sevillanos" como Felipe González y Alfonso Guerra, y ha trasladado a Susana Díaz su apoyo "para ganar" las próximas elecciones autonómicas y municipales, al tiempo que se ha mostrado convencido de que "el socialismo andaluz nos ayudará a gobernar y a ganar a la derecha en toda España".
Pedro Sánchez ha animado a los socialistas andaluces a "sumar para ser imparables" en las elecciones frente a "la derecha política y mediática que quiere un PSOE desunido".
El asunto del modelo territorial ha estado presente, como era de esperar, en la intervención de Pedro Sánchez. "Como andaluces, estoy convencido de que compartís conmigo la convicción de que no defiende España quien no entiende a España de distintas maneras, como firmamos todos en la Declaración de Granada", ha indicado Sánchez.
A su juicio, España no va a lograr su estabilidad política y democrática hasta que no "logremos asentar un modelo territorial que ahora está puesto en cuestión por los separatistas y separadores que se retroalimentan como el hambre y las ganas de comer".
Ha querido dejar claro que los socialistas defienden la idea de España que invocaron padres de la Constitución, como Gregorio Peces Barba, Jordi Solé Tura o Miquel Roca, o socialistas como Felipe González o Carme Chacón, una "idea de España que fue recogida por la Fundación Alfonso Perales, que decía que España es una nación de naciones, que reconoce y ampara la diversidad territorial de todos sus pueblos, pero que también garantiza y asegura la igualdad social y económica de todos los ciudadanos, vivan donde vivan".
Sánchez ha señalado que el pulso que se está viviendo hoy en este país es "entre pasado y futuro", es decir, "entre el centralismo y el separatismo", y el federalismo que defienden los socialistas y que contribuye a sumar identidades diversas y a multiplicar oportunidades gracias al esfuerzo compartido, la solidaridad y cooperación leal entre todos.
"Esta es nuestra propuesta y la vamos a defender porque es integradora y tiene vocación de unir y no de separar, y evita el enfrentamiento de unos contra otras", ha recalcado.
Durante su intervención, Pedro Sánchez ha hecho un llamamiento a la unidad para que el PSOE vuelva a ganar las elecciones generales en este país. "Sumemos y seamos imparables en el reto electoral que tenemos por delante", ha dicho Pedro Sánchez, quien ha recordado todos los avances que se han producido en este país de la mano de los gobiernos socialistas y también ha tenido palabras de recuerdo a agradecimiento a socialistas andaluces que han marcado la historia de esta comunidad como los expresidentes de la Junta José Rodríguez de la Borbolla, Manuel Chaves y José Antonio Griñán.
Igualmente, ha indicado que las profundas y sólidas raíces del PSOE-A son la mejor garantía del cambio que lidera Susana Díaz y el socialismo andaluz, al tiempo que están demostrando que el socialismo español está preparado para servir a la sociedad española.
Pedro Sánchez ha destacado que Andalucía es un ejemplo de que se puede gobernar de otra manera, preservando el estado del bienestar y devolviendo derechos a la ciudadanía, como los trabajadores públicos, y eso "molesta a la derecha". Y ha salido en defensa de los empleados públicos afectados por el recurso del Gobierno central contra las 35 horas y ha agradecido a la Junta su apoyo a Juana Rivas, la madre a la que la justicia obliga a entregar a sus hijos al padre, condenado por maltrato.
Asimismo, Pedro Sánchez ha abogado por construir una gran alianza social por el progreso entre todos los que defendemos una España más justa, convencido de que uniendo a la izquierda, "derrotaremos a la derecha".