Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rodríguez Sobrino declara ante el juez sobre las operaciones de la filial del Canal en Sudamérica

El expresidente de Inassa y mano derecha de Ignacio González en los negocios del Canal de Isabel II en Sudamérica, Edmundo Rodríguez Sobrino, ha prestado declaración este jueves ante el juez de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón sobre las operaciones de la filial del Canal en Sudamérica.
Según fuentes jurídicas, durante las cuatro horas que ha durado la declaración, Rodríguez Sobrino ha evitado implicar directamente a González en los hechos y ha protegido a su hija Patricia Rodríguez, imputada en el caso y a cuyo nombre podrían estar diversas cuentas bancarias donde depositó parte del patrimonio amasado.
El acusado ha respondido a las preguntas de la fiscal del caso Carmen García y de las partes en relación a su papel dentro de Inassa y también sobre la compra de la empresa brasileña Emissao en 2013 y que habría supuesto una malversación de 25 millones de dólares de la empresa pública madrileña.
La defensa de Rodríguez Sobrino solicitó voluntariamente declarar ante el juez del caso después de que su antecesor, el también magistrado de la Audiencia Nacional Eloy Velasco, decretara prisión incondicional sin fianza para él y para el expresidente de la Comunidad de Madrid por las presuntas irregularidades cometidas en la empresa pública de aguas.
Un mes después de su ingreso en prisión, Rodríguez Sobrino -a quien se le imputan los delitos de pertenencia en organización criminal, blanqueo, falsificación de documentación públicos, prevaricación, fraude y malversación-- recurrió su ingreso en prisión argumentando que estaba poco motivado. Anticorrupción se opuso al recurso respondiendo que los "tejemanejes" que llevó a cabo en Inassa mientras fue presidente con dinero público le granjeó grandes cantidades de ganancias "ilícitas".
CAMBIO DE CÁRCEL
Tras cerca de tres meses en la prisión de Soto del Real, Rodríguez Sobrino ha sido trasladado al centro penitenciario de Estremera por decisión del titular del Juzgado Central de Instrucción número 6 de la Audiencia Nacional que buscaba separarle del presunto cabecilla de la trama Ignacio González. Ambos fueron trasladados a la prisión de Soto del Real el pasado 21 de abril tras declarar ante Velasco.
La pasada semana el magistrado del caso acordó la libertad de la exdirectora financiera del Canal de Isabel II María Fernanda Richmond tras abonar la fianza de 100.000 euros -rebajada de la cuantía inicial de cuatro millones de euros--. Su excarcelación se produjo un día después de declarar en dependencias judiciales y solicitar una rebaja de las medidas cautelares impuestas "para poder defenderse en libertad".
Por su parte, el presunto cabecilla de la trama, Ignacio González, solicitó también declarar voluntariamente ante García Castellón, según precisaron fuentes de la defensa a Europa Press, después de que se levantara parcialmente el secreto de sumario de la causa que investiga presuntas irregularidades en la gestión de la empresa pública madrileña, lo que le permite conocer con más detalle los fundamentos de la acusación.