Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rajoy, escéptico ante el diálogo con Mas: "¡Pero si lo que quiere es irse de España!"

Rajoycuatro.com

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado que siempre está dispuesto a hablar con el presidente de la Generalitat, Artur Mas, pero ha admitido que es difícil que ese diálogo pueda fructificar. "Pero si lo que quiere es irse de España", ha proclamado.

Así se ha pronunciado en una conversación informal con los periodistas en el Salón de Pasos Perdidos del Congreso con motivo del acto de celebración del trigesimosexto aniversario de la Carta Magna, al que ha acudido acompañado de varios de sus ministros.
El jefe del Ejecutivo ha señalado que él "siempre" está dispuesto a hablar de todo, pero ha fijado como límites de ese diálogo la soberanía nacional, la unidad de España y la igualdad de derechos de los españoles.
A renglón seguido se ha referido a las 23 propuestas (sobre inversiones, infraestructuras y competencias) que le envió Mas en julio, un documento que, según ha dicho, implica reformar siete u ocho normas aprobadas en el Congreso cuando "lo que quiere es irse de España".
HAY QUE IR MÁS CATALUÑA
Preguntado después si la situación está mejor o peor que el 9 de noviembre, Rajoy se ha limitado a asegurar que su Gobierno y el PP tienen una "posición clara", que es la que, según ha dicho, expulso el pasado 29 de noviembre en Cataluña y que pasa por no negociar la soberanía nacional.
El jefe del Ejecutivo ha avanzado a los periodistas que tiene intención de volver en enero a Cataluña, ya que en diciembre tiene una agenda muy complicada por la cumbre Iberoamericana y las fiestas navideñas.
En este sentido, la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha reconocido en otra conversación con periodistas que el Estado ha perdido presencia y papel en Cataluña, y que lo que tiene que hacer el Gobierno es ir más, hacer pedagogía y hacerse escuchar para convencer a los catalanes de lo perjudicial que sería separarse de España.
CARTA AL MINISTRO DE JUSTICIA
El ministro de Justicia, Rafael Catalá, -que este año se ha estrenado por primera vez en el acto del Congreso tras dos meses en el cargo- ha desvelado que el consejero catalán de Justicia, Germá Gordó, le ha enviado una carta sobre una veintena de asuntos estrictamente judiciales sobre los que van a trabajar y a establecer un cauce de diálogo.
Ese diálogo sectorial entre ministerios del Gobierno de Rajoy y consejerías de la Generalitat se extiende también a otras áreas, como la de Fomento. De hecho, en numerosas ocasiones la titular del ramo, Ana Pastor, ha admitido tener una buena relación con el consejero de Territorio y Sostenibilidad, Santiago Vila.