Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rajoy se defiende de los ataques de Iglesias acusando a Podemos de practicar la corrupción de la democracia en Venezuela

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha avisado este miércoles al secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, de que "no es libre" para acusar al PP de corrupción porque su formación "practica la corrupción de los valores democráticos" en Venezuela, donde se niega "a denunciar la violación de derechos humanos".
"Esa es la corrupción que practican, porque a ustedes les han pagado y no son libres para defender posiciones", ha asegurado el jefe del Ejecutivo durante la sesión de control al Gobierno en el Congreso, al ser preguntado por el líder de Podemos sobre si tiene contabilizado "cuánto le cuesta a los españoles la corrupción de su parido".
Iglesias, que ya ha pronosticado en su primera intervención que Rajoy se defendería de las acusaciones sacando a colación la situación de Venezuela, ha denunciado que mientras el PP siga en el Gobierno, "los ciudadanos van a tener que pagar de su bolsillo sus casos de corrupción". "Vamos a trabajar para echarles del Gobierno", ha avisado.
En su turno de réplica, el presidente ha respondido a Iglesias que "exageran, magnifican" y "hablan todos los días" de la corrupción, no para combatirla, sino porque les "enfada" que "las cosas empiecen a mejorar". "Se agarran al mantra de la corrupción como un clavo ardiendo. Lo hacen para ver si pueden pescar algo", ha criticado.
Además, Rajoy ha defendido que su Gobierno sí combate la corrupción, también "la de Podemos", y que tiene que ver con Venezuela, según el presidente. "Yo también denuncio y combato otro tipo de corrupción, la de quienes se han negado en esta cámara siempre a denunciar la violación de Derechos Humanos en países amigos", ha achacado.
(HABRÁ AMPLIACIÓN)