Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PP califica de acierto la investigación del "tarifazo"

Rafael HernandoEFE

El portavoz adjunto del Grupo Parlamentario Popular en el Congreso de los Diputados, Rafael Hernando, ha defendido que la decisión del Gobierno pidiendo que la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia abriera una investigación sobre el "tarifazo" del pasado jueves ha sido "un acierto pleno y una medida plenamente ajustada a derecho".

Además, ha augurado que la ley del sector eléctrico del Gobierno de Mariano Rajoy servirá para "poner freno a los disparates perpetrados en el sector regulado de la tarifa". En cuanto a la parte no regulada, ha abogado por que el Ministerio de Industria "trabaje para reformarlo" y "hacerlo más limpio, fiable y transparente".
De esta forma, el portavoz 'popular' ha defendido la labor del Ejecutivo en lo referente a la política eléctrica, un "un monstruoso disparate" que dice haber heredado del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, cuando el precio de la luz se disparó casi un setenta por ciento. "Unos se llevaban las primas y los españoles éramos los primos que siempre pagábamos más", ha añadido.
"Es lamentable que algunos grupos de la oposición hayan desde el principio atacado al ministro, porque ahora da la sensación de que se han quedado frustrados tras la intervención del ministro y la decisión de frenar la subida de la luz", ha destacado.
SUBASTA ESTRATOSFÉRICA Y SIN JUSTIFICACIÓN
En cualquier caso, Hernando se ha mostrado crítico con la subasta eléctrica. "La subida que se había producido en la subasta no sólo era estratosférica, sino que además no había nada que la justificara", ha afirmado.
Hernando ha valorado que "las acusaciones de la patronal de las eléctricas contra el Gobierno son lógicas ya que ellos defienden y buscan el máximo beneficio para sus empresas". Sin embargo, el portavoz popular considera que "el Ejecutivo tiene la obligación de defender el interés general y de los ciudadanos, y no plegarse a esas pretensiones como sí hacía el anterior Gobierno".