Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Multitudinarias marchas independentistas: "Sin Cataluña no se puede gobernar España"

Salt, Gironacuatro.com

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ha celebrado este domingo la participación en las movilizaciones celebradas en Cataluña con motivo de la Diada y ha advertido al Gobierno central de que debe abrirse una respuesta para el conflicto entre ambas administraciones más allá de la vía judicial. "Es el momento de que la clase política española se dé cuenta de que sin Cataluña no se puede gobernar España y de que la solución de la demanda catalana es política y no judicial", ha dicho tras finalizar los actos en la manifestación independentista convocada en Salt.

Para el presidente, las manifestaciones han sido un éxito de participación, y ha destacado que, tras cinco convocatorias consecutivas, "Cataluña ha vuelto hacer historia". "Ya es hora de que quien deba tomar nota lo haga, porque esto ha venido para quedarse y la gente está movilizada hasta el final", ha avisado al Ejecutivo en funciones de Mariano Rajoy.
Puigdemont ha subrayado que las movilizaciones de este domingo se han hecho de cara a los conciudadanos, pero también "ante el mundo", y se ha comprometido con tirar adelante la hoja de ruta del Govern.
"La gente pide al Govern que seamos fieles al mandato, que seamos dignos del mandato que nos han hecho, y nosotros tomamos buena nota", y ha vuelto a emplazar a la clase política española a que atienda las demandas catalanas que considera que tienen mucho fundamento, razón, y que son transversales tanto territorial como socialmente.
CINCO MARCHAS MULTITUDINARIAS
Las campanas de la Seu Vella de Lleida han dado puntualmente a las 17.14 horas de este domingo el pistoletazo de salida a las movilizaciones independentistas organizadas por la ANC y Òmnium de forma simultánea en esta localidad y en Barcelona, Tarragona, Berga (Barcelona) y Salt (Girona).  Tras el repique de campanas, se ha leído un manifiesto y ha sonado una canción instrumental mientras los participantes de Lleida, situados a orillas del río Segre, levantaban unos puntos amarillos al ritmo de la música. 
Seguidamente, se ha repetido la acción en Berga, a la que han seguido, en ese orden, Salt, Tarragona y Barcelona, a las que ha avisado un cohete lanzado por los organizadores.  Mientras los participantes levantan los puntos al ritmo de la música, una sesentena de grupos de castellers han levantado pilares "que simbolizan los valores de la república catalana", aseguran los organizadores.  La duración prevista para la 'performance' es de una hora y media para mostrar "una imagen única de puntos de color amarillo".
En la manifestación de Salt, un municipio con un alto índice de inmigración y colindante a Girona --capital donde Puigdemont fue alcalde--, el cantante Gerard Quintana ha sido el encargado de leer la parte del manifiesto recitado de forma consecutiva en los cinco municipios de la manifestación, y su texto ha hecho referencia a la "futura república catalana plural".
Quintana ha dicho que "será un país que acogerá a los perseguidos, refugiados y exiliados. Un país acogedor, fraternal más allá de las barreras ideológicas. Una república que será digno testigo de la sociedad plural que somos".
PUIGDEMONT Y COLAU 
El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, participa junto al conseller de Cultura, Santi Vila, en la manifestación de Salt, ciudad vecina de la Girona que gobernó hasta ser investido primera autoridad de Cataluña.  Aunque Puigdemont había participado en manifestaciones de otros años, es la primera ocasión en la que un presidente de la Generalitat asiste a las movilizaciones independentistas de la ANC y Òmnium, ya que Artur Mas había declinado siempre participar para mantener una postura institucional.  También lo hace en Barcelona la alcaldesa Ada Colau, que anunció que también participaría para apoyar a las instituciones catalanas pese a no compartir la hoja de ruta independentsita que JxSí ha iniciado desde el Govern. 
La presidenta del Parlament, Carme Forcadell, también se manifiesta en Tarragona, provincia en la que nació, como anunció a través de las redes sociales, aunque no le acompañará el alcalde de la ciudad, Josep Fèlix Ballesteros (PSC). Tampoco participan en los actos el alcalde de Lleida, Àngel Ros (PSC), pero sí el de Salt, Jordi Viñas (ERC), y la de Berga, Montse Venturós (CUP).