Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Linde asegura que el paro bajará en torno a un 20% a finales de 2016

El gobernador del Banco de España, Luis María Linde, cree que la tasa de paro podría reducirse alrededor de un 20% a finales de 2016 si se mantiene la evolución de los últimos 18 meses.  Así lo ha señalado este martes durante su comparecencia ante la Comisión de Presupuestos del Congreso para informar el proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2016.

El máximo responsable del supervisor bancario ha sido el encargado de dar el pistoletazo de salida a las comparecencias presupuestarias que, en esta ocasión, se tramitarán en tres días en lugar de los cinco habituales, una premura criticada por la oposición que acusa al Gobierno de aprobar unas cuentas poco antes de las elecciones generales. 
"La mayor flexibilidad con que cuentan las empresas para ajustar sus condiciones laborales al entorno macroeconómico y competitivo ha facilitado, sin duda, la creación de nuevos puestos de trabajo", ha asegurado el gobernador del Banco de España, Luis María Linde.

"De mantenerse la dinámica observada durante el último año y medio, el incremento del empleo podría situar la tasa de paro en el entorno del 20% en el cuarto trimestre de 2016", ha añadido.
Según las previsiones del Gobierno, la cifra de desempleo debería quedar en el 19,7% cuando concluya el próximo ejercicio.

Además, ha rechazado las acusaciones de parte de la oposición de que la reforma laboral de 2012 ha provocado un incremento de la precariedad en el empleo, asegurando que la proporción de contratos indefinidos y temporales sobre el total es prácticamente la misma que hace cuatro o cinco años.

"No ha habido ni un gran empeoramiento ni una gran mejora, sólo pequeñas oscilaciones. Estamos básicamente en la misma proporción que hace cuatro o cinco años", ha asegurado el gobernador, recordando por último que la "principal fuente de desigualdad" en España es el paro y que, por tanto, trabajar para crear nuevos puestos de trabajo es el mejor camino para reducir las desigualdades.

"Así que esa discusión sobre que la riqueza se acumula en quienes tienen activos financieros, en los ricos, y que eso lleva a más desigualdad puede tener algo de influencia, pero no es la fuente básica de desigualdad, que es el paro", ha zanjado.
LOS TRABAJOS SEGUIRÁN EL MIÉRCOLES
El miércoles continuará la tramitación parlamentaria del Presupuesto con las comparecencias de Fomento, Interior, Empleo y Presupuestos, que recibirá a responsables del Ministerio de Economía, de Administraciones Públicas, de Justicia y de la Seguridad Social.
El jueves concluirá esta parte del procedimiento con las intervenciones de los máximos responsables de Presidencia, Defensa, la Agencia Tributaria, Instituto de Crédito Oficial (ICO) y Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), entre otros, así como con los altos cargos de los ministerios de Educación, Industria y Sanidad.
Finalizado este paso, los grupos parlamentarios tendrán de plazo hasta las 14.00 horas del viernes 21 para presentar enmiendas de totalidad contra el proyecto de ley, que se debatirán en el Pleno los días 25 y 26 con la intervención inicial del ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, para defender sus Presupuestos.
ENMIENDAS PARCIALES
Las enmiendas parciales, por su parte, se registrarán antes de las 14.00 horas del viernes 27 de agosto y la Ponencia incorporará las que considere pertinentes entre el 2 y el 3 de septiembre, de modo que el resto se debatirán en Comisión durante la semana del 7 al 11 de septiembre, fecha límite para dar luz verde al dictamen que será elevado al Pleno.
Allí, los diferentes ministros irán defendiendo uno a uno las cuentas de su departamento durante la semana del 14 al 16 de septiembre, en una sesión plenaria que concluirá con las votaciones y el mandato de remitir el texto resultante al Senado, donde deberá repetirse la misma tramitación.
En principio, la previsión es que la Cámara Alta deje finiquitados los Presupuestos en la semana del 13 al 15 de septiembre, un mes después de recibirlos, y cualquier modificación que se haya introducido en el Senado deberá ser ratificada por el Congreso, lo que ocurrirá previsiblemente en un Pleno que se celebrará el jueves 22 de octubre, dejando así aprobados los Presupuestos de 2016 antes de la disolución de las Cortes por la convocatoria de elecciones generales.