Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Policía desnuda a una invitada al Congreso

El presidente del Congreso, Jesús Posada, ha pedido información a la Policía tras recibir una queja del Grupo Socialista denunciando que una de sus invitadas a la última sesión plenaria acabó desnudada en un cacheo policial antes de entrar en el hemiciclo. La policía, que ha confirmado los hechos, ha explicado que es su forma de proceder cuando tienen sospechas. Y es que los agentes de la Cámara investigan a los invitados desde el incidente de Femen.

Mar Esquembre, profesora de Derecho Constitucional de la Universidad de Alicante, desveló el incidente este domingo en un artículo del diario Información. Un día después, el PSOE pidió cuentas al presidente del Congreso.
Según explica Esquembre, acudió al Congreso con una de las invitaciones del Grupo Socialista, y antes de poder entrar en el hemiciclo fue sometida a un severo cacheo por parte de dos funcionarias de policía que le pidieron despojarse de su blusa y sus pantalones, quedándose en ropa interior. Cuando accedió a la tribuna, una de las dos policías que la cachearon permaneció sentada a su lado media hora.
La policía ha confirmado los hechos. Dicen que es su forma de proceder cuando tienen sospechas. esquembre, profesora universitarias, está vinculada a movimientos feministas. La mujer ha explicado que la hicieron sentir como una delincuente. 
Protesta del PSOE
En declaraciones en el Congreso, Posada ha explicado que, tras recibir la queja del PSOE, ha preguntado al comisario de la Cámara. "Son medida de seguridad y ellos son los que saben las que hay que tomar", ha señalado el presidente. Una vez que el comisario le detalle "qué medidas se tomaron y por qué", responderá al Grupo Socialista.
En cualquier caso, Posada ha defendido que "con carácter general" las medidas de seguridad que se siguen en el Congreso "han sido siempre muy proporcionadas". "Prueba de ello es que en algunos casos se producen incidentes", ha añadido, antes de dejar claro que él es partidario de una actuación policial "proporcionada" y "equilibrada".
"Sabemos que cuando se actúa así puede ocurrir que se produzcan incidentes, pero yo creo que es mejor tener algún incidente de vez en cuando que tener unas medidas muy rígidas que excluyan todo", ha afirmado el presidente del Congreso.
Una semana después del incidente de Femen
En la carta que ha remitido a Posada los diputados socialistas de la Comunidad Valenciana, Carmen Montón y Gabriel Echávarri, se quejaban del trato "impropio" recibido por la profesora alicantina y pedían cuentas por este "exceso de celo" policial.
Y es que el incidente de Esquembre se produjo justo una semana después de que tres activistas de FEMEN interrumpieran la sesión plenaria protestando a pecho descubierto contra la anunciada reforma de la Ley de Aborto.
A raíz de aquel episodio, la Mesa del Congreso acordó pedir a la Policía de la Cámara que investigara previamente los nombres de los invitados y que extremara precauciones en caso de antecedentes por protestas.