Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Podemos Andalucía propone a la constitucionalista Ana M. Carmona como candidata al Tribunal Constitucional

El grupo parlamentario de Podemos Andalucía ha propuesto a la catedrática de Derecho Constitucional de la Universidad de Sevilla Ana M. Carmona Contreras como candidata a magistrada del Tribunal Constitucional (TC).
Según ha explicado en un comunicado la portavoz adjunta del grupo parlamentario, Esperanza Gómez, Carmona Contreras carece de adscripción alguna a formaciones políticas "y es considerada una de las mejores constitucionalistas de España", dos factores determinantes para Podemos pues así "aportará el grado de independencia que la sociedad desea ver en el TC, así como una sólida formación del más alto nivel".
Con esta elección, Podemos Andalucía también aspira a "romper los techos de cristal que encuentran las mujeres en sus carreras profesionales, cuya cuota es singularmente reducida en espacios de toma de decisiones pese a representar el porcentaje mayoritario de la población española".
"La igualdad implica tomar decisiones que reflejen la sociedad tal cual es, y a día de hoy, un TC con nueve hombres y dos mujeres no representa de ninguna manera a la España actual", ha advertido Gómez.
Ana M. Carmona (Sevilla, 1965) cuenta entre sus méritos académicos y profesionales numerosas estancias de investigación en universidades de Italia, Argentina y Alemania; la participación en diez investigaciones impulsadas por instituciones públicas en materia de constitucionalismo, autonomías o Unión Europea; y la dirección de tres proyectos de investigación sobre estrategias de participación regional en la UE y protección de los Derechos Fundamentales en el marco europeo.
En calidad de docente, ha impartido clases de Derecho Constitucional en las universidades de Sevilla, Palermo y Pisa en diversos grados, másteres y doctorados.
Se doctoró obteniendo el premio extraordinario de la Universidad de Sevilla a la mejor tesis doctoral, entidad en la que ha llegado a ejercer como vicedecana de Relaciones Internacionales de la Facultad de Derecho. Además, durante el periodo comprendido entre 2008 y 2013 ocupó la vocalía de la Junta Directiva de la Asociación de Constitucionalistas de España.