Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Pedro Sánchez atribuye la reforma electoral del PP a su "impotencia"

Pedro Sánchez rechaza la reforma electoral del PPEFE

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha rechazado de plano la propuesta del PP de iniciar ahora el debate para una reforma electoral porque considera que responde a "sus miedos y a su impotencia" y ha defendido que el momento de abordarlo será después de las próximas elecciones generales, cuando está dispuesto a hablar "de todo", aunque ha dejado claro que la segunda vuelta no está entre sus prioridades.

En una comparecencia ante los periodistas tras reunirse con 80 alcaldes socialistas en el Parque del Retiro en Madrid, Sánchez ha cargado contra los 'populares' porque cree que quieren "imponer una ley" por el "miedo" a perder los próximos comicios y por su "impotencia para llegar acuerdos con otras formaciones políticas".
El líder de los socialistas ha reconocido que es necesario reformar la legislación electoral "en muchos ámbitos" y ha explicado que sus prioridades son el desbloqueo de las listas electorales y modificar el voto rogado para que los emigrantes puedan participar en los comicios.
Entre estos objetivos no ha mencionado la elección en segunda vuelta, un cambio que el PP quiere incluir en su reforma, y que en alguna ocasión Sánchez se ha mostrado abierto a estudiar. Este jueves, preguntado en concreto por si formará parte de la propuesta que hagan en su programa electoral, ha dicho que después de las generales se podrá hablar de "todo".
Sánchez ha explicado que los socialistas están elaborando ahora su programa electoral y ha señalado que las prioridades, en esta materia, serán desbloquear las listas, una mayor ejemplaridad de los diputados, endureciendo las incompatibilidades, y devolver al Congreso al lugar donde debe estar, tras años de "desprecio" del PP.
Los gobiernos elegidos en mayo tienen toda la "legitimidad"
El líder de los socialistas ha recalcado además que los gobiernos resultantes de las elecciones del pasado 24 de mayo tienen toda la "legitimidad" y son "coherentes" con el ideario socialista y con lo que "demanda mucha de la ciudadanía que votó el cambio", que ahora tiene ayuntamientos "que se preocupan y apuesta por las políticas socialies y también tendiendo la mano a las distintas formaciones políticas" y que garantizan la "estabilidad municipal".
Ademas, ha defendido que el vencedor de unas elecciones es el que logra formar gobierno: "Quien gana es quien gobierna", ha remachado, para después recordar al PP que a las Alcaldías de Madrid y Valencia llegó "hace veinte años" sin haber sido la lista más votada.
Por eso, y teniendo claro cuáles son sus "prioridades" en esa reforma electoral, ha avisado al PP de que no va a "caer" en su intento de "imponer una ley a la medida de sus miedos y de su incapacidad para poder llegar a entenderse con otras fuerzas políticas".
Iniciativa en el Congreso
Precisamente, este mismo jueves el Grupo Socialista ha registrado una proposición no de ley el Congreso con la que pretende que la Cámara actual requiera de la que surja de las próximas elecciones generales que aborde "con el tiempo, la reflexión y el consenso necesarios a través del trabajo en la Comisión Constitucional la mejora y actualización integral del régimen electoral".
Además, los socialistas buscan que el Congreso deje claro que la iniciativa de cambiar la LOREG debe "partir del diálogo de las formaciones políticas" después de que cada de ellas formule sus propuestas al respecto y que descarte expresamente reformas que "puedan pretenderse unilateralmente a escasos meses de la finalización de la legislatura".
Eso sí, el PSOE incluye una salvedad y se muestra abierto a acometer una modificación de la Ley Electoral si tiene por objeto facilitar el derecho a voto de los españoles que viven fuera de España cuya participación en los comicios ha caído estrepitosamente desde que se implantó el voto rogado.
Para Pedro Sánchez, en política y en democracia "tan importante es el fondo como la forma y la oportunidad" y, por eso, critican condureza que el PP pretenda imponer una reorma con un "propósisto bien distinto" al que justifican.