Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Pedro Sánchez tumba a Susana Díaz y vuelve a la secretaría general del PSOE

"Vamos a cumplir con el mandato de las urnas, que es hacer del Partido Socialista el partido de izquierdas de este país". Esas han sido las primeras palabras de Pedro Sánchez como nuevo secretario general del PSOE tras imponerse a Susana Díaz con un 50,21% de los votos frente al 39.94% de ésta. Patxi López, por su parte, cosechó el 9,85%.

Los militantes del PSOE han hablado a través de sus votos en las primarias del PSOE. Susana Díaz, Pedro Sánchez, y entre ambos, en el fuego cruzado de una evidente división interna que imploraba zanjar, Patxi López. Ellos eran los candidatos para convertirse en el nuevo secretario general del PSOE, en manos de la Gestora dirigida por Javier Fernández desde el adiós de Pedro Sánchez en aquel convulso Comité Federal que terminó por hacer obvia la fractura socialista el pasado 1 de octubre.
El denominado “choque de trenes” entre Díaz y Sánchez, librado en una primera batalla a través de los avales, donde el exsecretario general demostró que había vuelto con fuerza, tras dejar su escaño para no ser partícipe de la abstención del PSOE que facilitó el Gobierno a Mariano Rajoy, no ha sido sin embargo del todo premonitoria.
En la batalla por los avales fue Susana Díaz quien venció, lo que reforzó su optimismo por asumir un mandato que finalmente no recaerá en sus manos.
SÁNCHEZ DERROTA AL PSOE HISTÓRICO Y A LOS BARONES
Sánchez ha derrotado al PSOE histórico y a los barones del partido, tras una reñida campaña electoral, ya que la dirigente andaluza contaba con el respaldo de los expresidentes Felipe González y José Luis Rodríguez Zapatero, del grueso del aparato del partido y de gran parte de los barones territoriales.
Logrando el 50,21% de los votos frente a la presidenta andaluza, quien obtuvo el 39.4% con el 99,23% escrutado, --dejando el 9.85% restante para Patxi López--, Pedro Sánchez ha logrado pasar por encima de los obstáculos que tenía cuando inició su recorrido por España para recuperar el mando de la secretaría general del PSOE: el abandono de la mayoría de su Ejecutiva; de los hombres de confianza que le habían respaldado como Patxi López, Oscar López, César Luena o Antonio Hernando; de su salida de la escena política al dejar su acta de diputado; de la deserción de algunos barones como Francina Armengol o Sara Hernández e incluso de la neutralidad declarada del líder del PSC, Miquel Iceta.
No obstante, el cierre de los resultados concluyó con la fotografía de los tres candidatos juntos, dando a paso a la imagen de unidad que los militantes del grupo socialista les habían reclamado a lo largo de toda la camapaña por las primarias.
"Gracias a Susana. Gracias a Patxi. Porque desde distintas posiciones políticas ambos son compañeros que están trabajando y han trabajado por hacer del PSOE un partido más fuerte. Gracias a ellos por haber participado en este proceso de primarias". ha apuntado Pedro Sánchez en su discurso triunfal, antes de extender sus agradecimientos a todos los compañeros que han trabajado para hacer posible la celebración de las primarias.
CIERRA SU NOCHE VICTORIOSA EN EL BALCÓN DE FERRAZ
Ante el reclamo de sus seguidores y tras el discurso al conocer su victoria, Pedro Sánchez salió al balcón de Ferraz para poner el broche a su histórica noche.
Al grito de "presidente, presidente" y entre el cántico de 'La Internacional', los militantes socialistas saludaron al nuevo líder del Partido Socialista, quien después manifestaría, también en las redes, el cariño recibido y el compromiso adquirido con todos ellos.