Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Parlament designa a sus ocho senadores autonómicos en un pleno de ocho minutos

El Parlament ha aprobado en un fugaz pleno de ocho minutos la designación de los ocho senadores autonómicos que corresponden a Cataluña: cuatro de JxSí y uno de C's, PSC, SíQueEsPot y PP, un reparto a través del sistema de mayores restos.

El pleno se ha iniciado con un minuto de silencio en recuerdo de los exdiputados fallecidos Esteve Obiols y Pere Rivera, y ha destacado por la ausencia del que fue 'número 1' de la lista de la CUP por Barcelona, Antonio Baños, que el lunes dejó su acta de diputado tras la decisión de su partido de no respaldar la investidura de Artur Mas como presidente.
Con 122 votos a favor y 9 abstenciones, el proceso de designación de senadores ha culminado con el nombramiento de Josep Lluís Cleries, Elisabeth Abad (ERC), Mirella Cortés y Bernat Picornell por JxSí, José Montilla por el PSC, Sara Vilà (ICV) por SíQueEsPot, Xavier García-Albiol por el PP y Francesc Xavier Alegre por C's.
Cleries y Montilla repiten en el cargo, mientras que el resto se estrena: todos ellos fueron inscritos en el Parlament por sus grupos antes de Navidad y la comisión del estatuto de los diputados dictaminó la semana pasada a favor de su elegibilidad, un trámite previo para que el pleno los pueda designar.
El Parlament apostó, con los votos de toda la oposición --incluida la CUP--, por repartir los senadores autonómicos con el sistema de mayores restos, un modelo que hizo perder uno de los cinco representantes a los que optaba JxSí, y que permitió que C's, PSC, SíQueEsPot y PP tuvieran uno cada uno.
La designación de senadores autonómicos corresponde al Parlament al inicio de cada legislatura, pero el trámite se ha pospuesto hasta este jueves por los comicios generales del 20 de diciembre y la campaña electoral.
La votación ha sido secreta y electrónica, y la presidenta de la Cámara, Carme Forcadell, ha explicado a los diputados el procedimiento para llevarla a cabo con la justificación de que "hace muchos días que no se vota" en el Parlament.
Tres diputados de los diez con los que CUP inició la legislatura no han participado en la votación: Baños porque dejó el acta el lunes y Benet Salellas y Julià de Jòdar porque están de vacaciones, según fuentes parlamentarias.
QUIZÁ EL ÚLTIMO PLENO
El pleno de este jueves ha sido el primero que han compartido los diputados de JxSí y la CUP tras el 'no' definitivo de los anticapitalistas a investir a Mas y podría ser el último de la XI legislatura si no se desencallan las negociaciones y hay nuevas elecciones.
Este mismo jueves está previsto que ambos grupos se reúnan con la mediación de la ANC para tratar de evitar el escenario de unos nuevos comicios, y Súmate también ha informado de que, con el mismo objetivo, se encontrará con miembros de JxSí y de la CUP, aunque por separado.