Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Pachi Vázquez mantiene su apuesta por las primarias con el apoyo del 96% del Comité Nacional

Pachi Vázquez comparece tras conocer los resultadoscuatro.com

El Comité Nacional del PSdeG, su máximo órgano entre congresos, ha dado un respaldo prácticamente unánime a la propuesta de su secretario general, Pachi Vázquez, de hacer partícipe a la militancia de la elección del próximo líder del partido a través de unas primarias consultivas que se celebrarán el próximo 1 de junio.

De hecho, un 96 por ciento de los 300 asistentes ratificaron con su voto favorable la utilización de esta vía para señalar al sucesor del de O Carballiño, mientras que tan sólo dos militantes se opusieron y otra decena --fundamentalmente, el sector crítico encabezado por el vigués Gonzalo Caballero-- optó por la abstención.
Por su parte, el ex 'número dos' del PSOE José Blanco, quien, en declaraciones a los medios previas a su entrada en el Comité Nacional, defendió una fórmula de elección "reglada" en lugar de "hacer cosas que no responden a las normas", se decantó por no votar una vía que no figura en los estatutos y que Ferraz ya desautorizó.
Se trata de una postura similar a la que tomaron cuatro miembros de la ejecutiva gallega del sur de Pontevedra, que abandonaron la reunión antes de que se produjera la votación dadas sus "diferencias" con la propuesta. En cuanto a Vigo, la mayor agrupación socialista de Galicia, únicamente uno de los integrantes del sector oficial se desplazó hasta Santiago.
Al margen de la consulta, lo que también logró el respaldo de la práctica totalidad del Comité --con únicamente tres abstenciones, también de los críticos de la ciudad olívica-- fue la decisión de celebrar un congreso extraordinario el día 6 de julio, igualmente a propuesta de Pachi Vázquez.
CONGRESO EXTRAORDINARIO
Esta cita habrá de servir para refrendar la decisión de las bases del partido expresada en las primarias, en caso de que, finalmente, la dirección federal del PSOE las autorice. De lo contrario, podría utilizarse para acometer el proceso de renovación en las filas socialistas que defiende su actual líder.
Sea como sea, el cónclave no está formalmente convocado, sino únicamente señalada su fecha. Según el calendario planteado por Vázquez este mismo sábado, el próximo 11 de mayo se procederá a una nueva reunión del Comité Nacional en la que se oficializará su celebración, aprobando para ello los documentos políticos y el baremo para la designación de delegados.
DUDAS SOBRE LA CELEBRACIÓN DE PRIMARIAS
Si bien las primarias contaron con un alto nivel de adhesión entre los miembros del Comité Nacional, dado que, en palabras de Vázquez, su utilización para la elección de los cargos orgánicos es "un clamor" dentro del partido, no son pocos los socialistas que desconfían de que, finalmente, puedan celebrarse.
Y es que, como recuerdan algunos, Ferraz ya tumbó una resolución del congreso del PSOE en la Comunidad valenciana en este sentido, de modo que dan por hecho que tampoco permitirá esta consulta informal en Galicia.
Algunos, además, alertan de la posibilidad de que la dirección federal llegue a "disolver" la ejecutiva gallega por contravenir las normas del partido, algo que desechan rápidamente los más próximos al de O Carballiño alegando la "debilidad" de su jefe de filas, Alfredo Pérez Rubalcaba.
DEFENSA DE LA CONSULTA
Frente a ello, otros, como el secretario provincial coruñés, Francisco Caamaño, avalaron ante los periodistas y en el interior del Comité la vía defendida por Pachi Vázquez. Y es que, a su entender, "se puede hacer todo lo que no está prohibido" en los estatutos y éstos "no impiden consultar a los militantes su deseo sobre quién debe ser su secretario general".
Además, el exministro de Justicia proclamó que "primero es la democracia" y, después, "las leyes", al tiempo que citó el artículo seis de la Constitución, el que establece que los partidos "deberán ser democráticos" tanto en "su estructura interna" como en "su funcionamiento".
A mayores, otra de las voces destacadas en la formación socialista, José Blanco, valoró los cambios de "caras", pero lanzó una advertencia sobre la necesidad de que el partido se dote de un "proyecto político". Por su parte, Besteiro aprovechó la ocasión para explicitar ante el Comité Nacional su disponibilidad para hacerse con las riendas del PSdeG.