Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PP dice que cumple su promesa de dejar los impuestos por debajo de los de Zapatero

Pablo Casadocuatro.com

El vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Casado, ha subrayado que con la recién anunciada rebaja del IRPF, el ciudadano "ya paga menos impuestos que en el 2011" con José Luis Rodríguez Zapatero, así que el PP "ha cumplido" el compromiso de terminar la legislatura "con unos impuestos más bajos que cuando llegó al Gobierno".

El dirigente 'popular' ha rechazado la acusación de electoralismo contra la rebaja fiscal anunciada por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, porque sólo es un adelanto de una medida ya anunciada para 2016. "Cuando algo está anunciado y está previsto el electoralismo de difumina", ha defendido en una entrevista en Onda Cero.
Preguntado por otros ajustes de medidas como la revalorización de las pensiones, el vicesecretario del PP ha defendido que las pensiones "no se han tocado y se han revalorizado en la medida de la situación económica". Además ha adelantado que "en la medida de los posible se seguirán revalorizando" porque cree "que es justo que aquellos que han contribuido con tu trabajo puedan tener esos ingresos".
En cuanto al colectivo de los funcionarios, ha destacado que "han sufrido muchísimo la crisis por tener los sueldos congelados" y sobre la devolución de la paga extra ha recordado que ya se devolvió el 25% y que "ya se dijo que cuando la recaudación lo permitiera se devolvería el resto". Además ha cargado contra el PSOE en Andalucía porque "llevan tres pagas suprimidas y nadie está preguntando por ello".
Casado ha relatado que en la próxima Conferencia Política del PP se tratarán "los temas que interesan a España" porque por mucho que "las cifras vayan mejor" no quieren "dejar a nadie atrás" en esta legislatura que ha sido calificada por el vicesecretario como una legislatura "muy social".
Además, ha argumentado que su partido no hace es "vender humo y cosas imposibles", porque entre sus objetivos está "hacer medidas realistas y no prometer cosas impagables, sino cosas que permitan los presupuestos" porque los Presupuestos Generales son para el PP "una hoja de ruta inamovible en la previsión de gastos e ingresos".
Además ha afirmado que "el monopolio de la política social de la izquierda se ha acabado", ha defendido, porque "quien tiene que venir a reconstruir la ruina y la bancarrota de la izquierda" es el PP.