Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

PSOE andaluz cree que no es momento de abrir debates internos

La secretaria general del PSOE de Sevilla y consejera andaluza de Presidencia e Igualdad, Susana Díaz, ha advertido este jueves de que no es el momento de abrir debates internos en el partido, sobre nombres y apellidos, sino de estar como una "piña" en torno al secretario general, Alfredo Pérez Rubalcaba, para plantear soluciones a los problemas de la ciudadanía.

En declaraciones a la Cadena Ser, Díaz, que ha sido preguntada sobre las informaciones que señalan que hay socialistas que han pedido al secretario general del grupo parlamentario en el Congreso, Eduardo Madina, que se presente a las primarias y sea el próximo líder del partido, ha manifestado que "no es el momento de abrir ese debate".
Ha señalado que los ciudadanos no están en este momento preocupados "por quién lidera el PSOE, sino quién lidera la salida de la crisis". "Eso es lo que esperan los ciudadanos de nosotros, no un debate interno", según Díaz, para quien todos los que se encuentran en estos momentos instalados en poner "nombre y apellido a la solución del problema, se están equivocando".
Respecto a qué le parece Madina como hipotético líder del PSOE, ha indicado que ni siquiera se lo plantea y ha insistido en que en estos momentos el partido tiene que ser una "piña en torno a Rubalcaba; en liderar la salida de la crisis por la izquierda, y en demostrar a los ciudadanos que hemos podido cometer errores, pero que hemos aprendido y que en estos momentos somos la garantía de la cohesión social de este país".
Para Díaz, quienes estén instalados en debates orgánicos e internos, de nombres y apellidos, se están "equivocando y no están a la altura de lo que este país necesita".
Susana Díaz ha querido dejar clara además su "lealtad absoluta" a la dirección federal del PSOE y al secretario general.
Para la dirigente del PSOE sevillano, sin duda, a Rubalcaba le ha tocado gestionar un momento difícil y muy complicado y hay que "reconocerle esa generosidad y valentía". "Alfredo no es el causante del desgaste del PSOE, sino que los causantes somos nosotros mismos, que cometimos errores y eso nos pasó factura", según Díaz, para quien la gente quiere de los socialistas soluciones y no debates internos.
En cuanto a Carme Chacón, ha señalado que la ve como una compañera más a la que quiere y admira.