Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PSOE se aleja de Podemos y se acerca a IU y C's por un pacto de Gobierno

El equipo negociador del PSOE trabaja a destajo para cerrar un pacto de Gobierno. Los socialistas se alejan de Podemos con quien, de momento, no se han sentado a negociar y no tienen fecha para hacerlo. Este jueves Pablo Iglesias inicia su propia ronda de contactos y se reunirá con Alberto Garzón. Donde las negociaciones sí parece que avanzan a buen ritmo es con Ciudadanos, con quien el PSOE podría cerrar un pacto de gobierno inminente.

En dos semanas Pedro Sánchez se someterá a sesión de investidura y aún no tiene los apoyos suficientes para sacarla adelante. Las relaciones entre PSOE y Podemos se han enfriado hasta tal punto que aún no tienen fecha para un encuentro.
De hecho, Pablo Iglesias abre con Alberto Garzón su propia ronda de reuniones para su gobierno de cambio. El líder de Podemos se verá a las 10 de la mañana en el Congreso de los Diputados con el de IU para trasladarle y explicarle en persona el documento elaborado por su formación con su propuesta concreta para formar un gobierno de coalición.
Tal y como explica el partido morado en un comunicado, esta reunión con Garzón servirá para arrancar la "ronda de contactos" que quiere poner en marcha Iglesias para entablar negociaciones con los líderes de las formaciones con las que aspira a formar gobierno. Iglesias también ha conseguido cerrar un encuentro con la líder de Compromís, Mónica Oltra, que tendrá lugar el viernes.
No obstante, el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ya ha anunciado que no tiene intención de volver a reunirse con Iglesias ahora, porque ya le recibió en la ronda que inició él mismo tras recibir el encargo del Rey Felipe VI para formar gobierno.
Mientras que Sánchez defiende la necesidad de que Podemos se sume a la mesa de negaciones a través de un equipo para comenzar a contrastar propuestas y explorar un posible acuerdo, Iglesias sigue reclamando un encuentro personal con el candidato socialista para presentarle su propuesta y tratar de que renuncie a llegar a un acuerdo con Ciudadanos.
El líder de IU sí ha aceptado reunirse con Iglesias, al igual que aceptó entrar en la mesa de negociaciones abierta por el PSOE a través de una delegación negociadora. De hecho, Garzón aseguró que las conversaciones entre los equipos de PSOE e IU-UP "avanzan satisfactoriamente de cara a establecer unos compromisos mínimos que justifiquen un apoyo a la investidura de Pedro Sánchez".
¿Pacto inminente con Ciudadanos?
Con quien las conversaciones  de los socialistas sí parece que avanzan a buen ritmo es con Ciudadanos, con quien el PSOE podría cerrar un pacto de Gobierno inminente. Todavía tienen asuntos que limar pero hay puntos, como la corrupción, en los que sí están de acuerdo.
Según los acuerdos a los investigados se les pedirá que dejen sus actas o serán expulsados del partido, tampoco irán en las listas. Además proponen legislar el cese automático de cargos cuando sean llamados a juicio oral.
Las mayores diferencias están en materia fiscal y subida de impuestos, aunque un equipo de expertos analizará este asunto.