Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

PP vasco pide al PNV que "abandone la sobreactuación victimista" y ve margen para "negociar" los recursos

EH Bildu y Elkarrekin Podemos ven "un deshielo" entre PNV y PP, y los socialistas niegan un cambio de actitud de los populares
La parlamentaria del PP vasco Laura Garrido ha instado al PNV a abandonar "la sobreactuación victimista" sobre los recursos interpuestos del Estado contra Leyes vascas y ha defendido que se trata de una cuestión en la que "hay margen para la negociación".
En declaraciones a Radio Euskadi, recogidas por Europa Press, los parlamentarios vascos se han referido a las negociaciones de cara a la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado y las relaciones entre PP y PNV.
En este sentido, EH Bildu y Elkarrekin Podemos han afirmado que en los últimos días se ha producido "un deshielo" en las relaciones entre PNV y PP, mientras los socialistas no ven un "cambio de actitud" por parte de los populares.
La parlamentaria del PP Laura Garrido ha pedido al PNV "un cambio de posición y que abandone la sobreactuación victimista que muchas veces le acompaña". Además, ha recordado que el Gobierno vasco ha interpuesto más recursos contra normas básicas estatales que el Gobierno central.
En relación a la situación que se da con la liquidación del Cupo, ha advertido de que se trata de una cuestión que, "no solo ha afectado al Gobierno del PP, sino a varios Gobiernos", como el de José Luis Rodríguez Zapatero, por lo que "habrá que hacer una reflexión de los motivos por los que llevamos tiempo sin actualizar y liquidar esas cantidades".
"Con los recursos hay margen para la negociación. Hay un órgano concreto en que se puede dialogar y negociar y, si hay voluntad por todas las partes, se puede subsanar en algunas leyes por ambas partes", ha finalizado.
Garrido ha indicado que se está "ante un escenario nuevo" en el sentido de que no hay mayorías, circunstancia que también se da en el País Vasco, pese al acuerdo entre PNV y PSE.
En esta línea, ha lamentado que en las instituciones vascas, "allí donde hay mayoría entre PNV y PSE, el que marca el rumbo es el PNV, pero donde no la hay, el que marca el rumbo y condiciona las políticas como tercer actor indispensable es EH Bildu", en referencia a la situación que se vive en el Ayuntamiento de Vitoria y la Diputación de Álava.
Asimismo, ha recordado que en Euskadi "va a ser necesario un tercer Partido, algún voto" de cara a aprobar los presupuestos, por lo que "veremos cómo el PNV hace apelaciones al diálogo y llega a acuerdos". "Nosotros vamos a estar a favor de los acuerdos por la centralidad, la moderación y que pongan como eje las políticas que beneficien a los ciudadanos y no a intereses partidistas", ha afirmado.
EH BILDU
Por su parte, el parlamentario de EH Bildu Iker Casanova ha defendido que "el modelo de relaciones entre Euskal Herria y el Estado está agotado", por lo que no se puede seguir en la dinámica en la que "el Estado se arma de elementos para la negociación recortando competencias y, cuando necesita un apoyo para presupuestos, usa uno de esos instrumentos que se ha guardado en la manga para negociar".
"Lo que no podemos aceptar es que el Estado dé cinco pasos atrás y nos venda, luego, un paso adelante como un avance. Es imprescindible cambiar el modelo de relaciones hacia un modelo de igualdad. Es evidente que hay un acercamiento entre PNV y PP, por lo menos en términos dialécticos que no sé si culminará en un acuerdo", ha añadido.
En esta línea, ha defendido que "cada uno no es lo que dice que es, sino lo que hace", y ha incidido en que Euskadi tiene "un calendario para avanzar hacia un nuevo estatus y, a partir de ahí, veremos cómo se ubica el PNV".
Asimismo, ha advertido de que sería "paradójico" que en el actual Parlamento vasco, mayoritariamente favorable al derecho a decidir, "los aliados del PNV sean PSE y PP, partidos contrarios al derecho a decidir", así como que, cuando en la Cámara se avanza hacia una mayoría de partidos de izquierda, "nuevamente el socio determinante hacia el que mire el PNV para construir los presupuestos sea la derecha reaccionaria del PP".
"Es obvio que hay un acercamiento entre PP y PNV, un deshielo en términos de diálogo que veremos en qué concluye. Sería preocupante que deviniera en posturas más a la derecha y reacias al derecho a decidir", ha añadido.
Tras reiterar que el Gobierno del PP tiene una "política sistemática de invasión competencial", ha denunciado que haya decidido "unilateralmente lo que le da la gana", por lo que "no tenemos otra vía que aguantarnos o poner este país en el tren hacia un nuevo estatus".
"No hablamos de un nuevo Estatuto que enumere competencias que pudieran incluso ser más que las actuales, sino de una relación de igualdad que permita determinar nuestra pertenencia al Estado", ha afirmado, para añadir que "el debate no es si el TAV se va a soterrar o se van a quitar un par de recursos."
ELKARREKIN PODEMOS
Por su parte, el parlamentario de Elkarrekin Podemos y dirigente de Ezker Anitza-IU, Jon Hernández, ha reconocido estar preocupado por el "deshielo" entre PP y PNV, ya que la formación popular, tras una legislatura "terrible de recortes e implantación de recetas neoliberales y políticas de austeridad", ha conseguido mantenerse en el Gobierno y, "poco a poco, parece que llega a pequeños acuerdos".
"Primero con el PSOE que le ha permitido seguir gobernando y ahora vemos la misma preocupación con respecto al PNV", ha indicado, para añadir que el PP se "rearma y no se le planta cara".
En este contexto, ha considerado que es "evidente" que el PP en una negociación va a "buscar cosas a cambio y una de ellas será sacar adelante los Presupuestos".
Por último, ha advertido de que, "más allá del nuevo estatus, lo que está encima de la mesa es que el modelo de Estado que surge de la Transición se vislumbra obsoleto", por lo que ha abogado por ir hacia un nuevo modelo constituyente.
PSE
Por último, la parlamentaria del PSE-EE Alexia Castelo ha afirmado que el PP ha tenido una actitud "contraria al diálogo" en los últimos años y ahora "tendrá que hacer de la necesidad virtud y buscar apoyos" al ser un gobierno en minoría.
"Ahí está el PNV y en otras cuestiones me imagino que todos los grupos vamos a la Cámara a buscar acuerdos en beneficio a la ciudadanía. Sin embargo, yo el cambio de actitud del PP no lo veo", ha criticado.
Por último, ha defendido que las negociaciones "no es una cuestión de intercambio de cromos" y ha incidido en que "una cuestión a iniciar será el desbloqueo de la liquidación del cupo y la nueva ley".
"Confío que esta necesidad del PP posibilite el llegar a acuerdos sobre cuestiones que para Euskadi son importantes, no solo en lo económico, sino a la hora de actualizar el autogobierno. Se puedan blindar competencias y tomar decisiones sin la espada de Damocles que tenemos de la invasión competencial y recentralización", ha finalizado.