Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

PP-A, "partidario" de levantar medidas cautelares sobre 35 horas, culpa a Díaz por preferir "buena bronca" a dialogo

El presidente del PP-A, Juanma Moreno, ha asegurado que mantiene su posición de ser "partidario de que se levanten las medidas cautelares para que no se suspenda de manera inmediata las 35 horas" semanales para los funcionarios andaluces, aunque ha considerado que "no hubiéramos llegado a estas circunstancias si la presidenta de la Junta, Susana Díaz, hubiera optado por la vía del diálogo". "Ella ha preferido una buena confrontación, una buena bronca", ha apostillado.
Así se ha manifestado Moreno este martes en declaraciones a los periodistas en Antequera (Málaga), cuestionado por la decisión del Tribunal Constitucional de admitir a trámite el recurso contra la normativa de la Junta de Andalucía que permite devolver la jornada laboral de 35 horas semanales a los más de 270.000 trabajadores públicos de la administración autonómica, en vigor desde el pasado mes de enero, y decretar la suspensión cautelar de esta medida.
"Yo mantengo mi posición, como presidente del PP-A soy partidario de que se levanten las medidas cautelares para que no se suspenda de manera inmediata las 35 horas. Yo, presidente del PP de Andalucía", ha señalado, aunque ha apuntado que "el Gobierno de la Nación y los procedimientos judiciales y requerimientos que se están haciendo tienen una manera de proceder y unas fórmulas que a veces posibilitan el poder levantar y otras no".
Ha indicado que es "evidente por las informaciones que nos ha trasladado la Administración General del Estado y el Gobierno de la Nación ambas cosas estaban aparejadas y era prácticamente imposible quitar las medidas cautelares del propio recurso", al tiempo que ha apuntado que "parece que va a ser muy difícil".
Así, Moreno ha considerado que "de cualquier manera, no hubiéramos llegado a estas circunstancias si en este caso Susana Díaz hubiera optado por la vía del diálogo", lamentando que "ella ha preferido una buena confrontación, una buena bronca que le diera grandes titulares y pueda arañar un puñado de votos, antes que un buen acuerdo con el Gobierno de la Nación". "Creo que no consigue más el que chilla más o más alto, sino dialogando", ha apostillado.
Ha asegurado que el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, y el Gobierno "han expresado su plena y férrea voluntad de diálogo con la comunidad andaluza y están dispuestos a sentarse con la Junta para identificar en qué sectores se puede aplicar las 35 horas y hacer las modificaciones normativas que sean necesarias para que en 2018 se puedan contar con las 35 horas en determinados sectores de la función pública".
"Hay voluntad de diálogo, hay voluntad de acuerdo y le pedimos a la presidenta de la Junta que de una vez por todas deje la confrontación como instrumento político, que deje de utilizar a los funcionarios andaluces y en el ámbito de su competencia empiece a defender a los andaluces", ha señalado el líder del PP-A.
"Si lo realmente importante es que los funcionarios puedan trabajar en condiciones óptimas y en determinados sectores las 35 horas son necesarias, como en sanidad; siéntense, negocien, dialoguen, busquen puntos de encuentro y seguro que se va a conseguir mucho más que en la vía de la confrontación", ha incidido.
Así, ha apuntado que los funcionarios andaluces "son los últimos en cobrar la paga extraordinaria de 2012, tienen menos posibilidades de poder compatibilizar su vida familiar y profesional", por lo que ha considerado que "hay un amplio abanico de posibilidades en el ámbito competencial de la Junta para mejorar las calidad del trabajo y la situación de los funcionarios andaluces sin entrar en el ámbito del Estado".
Moreno ha considerado que "no estamos en un problema de fondo, sino de forma, la junta ha invadido desde el punto de vista del Estado sus competencias y por tanto está en su legítimo derecho de acudir al Constitucional".